• Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Civil
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: RAFAEL SARAZA JIMENA
  • Nº Recurso: 2661/2012
  • Fecha: 14/05/2014
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Concursal. El crédito contra la masa que la TGSS tiene por cuotas devengadas con posterioridad a la declaración de concurso en caso de impago puede generar tanto intereses como recargos, que tienen la misma consideración de créditos contra la masa. El régimen de dichos recargos es diferente según correspondan a cuotas devengadas antes de la declaración del concurso, o a las devengadas con posterioridad. Respecto de los primeros, tales recargos son créditos concursales a los que la Ley Concursal atribuye la calificación de créditos subordinados. Por el contrario, ninguna previsión específica se contiene respecto de los recargos de las cuotas devengadas con posterioridad a la declaración de concurso. El recargo generado por la continuación de la actividad empresarial de la sociedad concursada y el impago de las cuotas de Seguridad Social correspondientes a ese periodo tiene la consideración de crédito contra la masa por seguir la naturaleza del crédito principal. Los créditos contra la masa no forman parte de la masa pasiva, por lo que no se les aplica la suspensión del devengo de intereses que la declaración de concurso trae consigo para tales créditos. La falta de pago de las cuotas de Seguridad Social en el periodo fijado determina el devengo tanto del recargo como de los intereses teniendo estos últimos la consideración de créditos contra la masa.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Civil
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: RAFAEL SARAZA JIMENA
  • Nº Recurso: 2799/2013
  • Fecha: 05/04/2016
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Recurso extraordinario por infracción procesal: no cabe denunciar la incorrección jurídica de la sentencia recurrida; las expresiones apodícticas no implican vulneración de las reglas de la lógica; motivación comprensible y claridad suficiente si se enmarcan en el debate procesal; las erratas o mala redacción de la sentencia no justifican su anulación; error en la elección del motivo en el que se impugna la valoración probatoria; el deber de motivación debe alegarse como infracción normas reguladoras de la sentencia; el error en la valoración de la prueba solo puede fundar el recurso si es patente y, por su gravedad, implica la vulneración del derecho de tutela efectiva; la inobservancia injustificada del plazo para dictar sentencia da lugar a corrección disciplinaria y no es una infracción con virtualidad en este recurso. Recurso de casación: no permite impugnar cuestiones fácticas como el valor de los bienes hipotecados y exige respetar la conclusión fáctica que afirma que la operación no fue de refinanciación sino una estrategia para conseguir la venta la empresa. Petición de principio. Inexistencia de presunción de perjuicio para la masa. Operación perjudicial atendidas las circunstancias (insuficiencia del préstamo para atender las necesidades de financiación, plazo de devolución inusualmente corto y sobregarantía). Mala fe en la reintegración concursal. Aspectos subjetivo y objetivo. Trascendencia de la mala fe en el acreedor: subordinación del crédito.
  • Tipo Órgano: Audiencia Provincial
  • Municipio: Almería
  • Ponente: ANA DE PEDRO PUERTAS
  • Nº Recurso: 308/2013
  • Fecha: 16/07/2014
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Se revoca parcialmente la sentencia de la primera instancia y, estimando el recurso formulado por la TGSS, se estiman como créditos contra la masa las deudas de la concursada (posteriores a la declaración del concurso) con la Seguridad Social no solo en su principal- indiscutible y no rebatido-, si no en los recargos y en su caso, intereses, tomando como punto de partida que desde el punto de vista económico, ya han sido satisfechos a la TGSS por la concursada esos recargos -y en su caso intereses-.
  • Tipo Órgano: Audiencia Provincial
  • Municipio: Granada
  • Ponente: ENRIQUE PABLO PINAZO TOBES
  • Nº Recurso: 207/2014
  • Fecha: 16/05/2014
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Se confirma en su integridad la sentencia de la primera instancia que estima la impugnación formulada a la lista de acreedores en que se reconoció como crédito concursal los derivados de los gastos de abogado y procurador que llevaron la defensa y representación de la entidad acreedora que instó el concurso, reconociéndolos como créditos contra la masa por costas habida cuenta el reconocimiento que del crédito realizó la propia administración concursal apelante.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Civil
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: RAFAEL SARAZA JIMENA
  • Nº Recurso: 1753/2012
  • Fecha: 21/05/2014
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: La Sala reitera la doctrina jurisprudencial que establece que los recargos generados por el impago de las cuotas de Seguridad Social de la empresa declarada en concurso devengadas con posterioridad a dicha declaración comparten con el principal de dichas cuotas el carácter de crédito contra la masa. Los recargos generados con anterioridad a la declaración de concurso son calificados por la Ley Concursal como créditos subordinados. Los recargos generados con posterioridad, sin embargo, son créditos contra la masa. Si bien los primeros no deben ser abonados hasta que no se haya resuelto el concurso, los segundos deben ser atendidos a su vencimiento, por lo que son exigibles pese a la declaración de concurso. La ley permite a la administración concursal alterar esta regla cuando lo considere conveniente para el interés del concurso y siempre que presuma que la masa activa resulta suficiente para la satisfacción de todos los créditos contra la masa, pero esto no podrá afectar a los créditos de la Seguridad Social, que son exigibles a su vencimiento. Igual sucede con los créditos contra la masa en relación con los intereses, ya que estos siguen devengándose, no así los créditos anteriores a la declaración, en los que el devengo de intereses se paraliza como medio para conocer cuál es el verdadero montante de las deudas del concursado. Se estima el recurso.
  • Tipo Órgano: Audiencia Provincial
  • Municipio: Zaragoza
  • Ponente: ANTONIO LUIS PASTOR OLIVER
  • Nº Recurso: 78/2014
  • Fecha: 19/05/2014
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: En el concurso de acreedores de una promotora, la Caja de ahorros que le concedió préstamo hipotecario para construir y que garantiza la devolución de las cantidades anticipadas entregadas por los compradores de las viviendas, ha ido anotando contablemente los intereses producidos por el préstamo y ha ejecutado la prenda que garantizaba a la Caja frente a la promotora por el pago que aquélla tuviera que hacer a los compradores que reclamaran la devolución de las cantidades anticipadas por no haberse terminado la vivienda comprada. La Administración concursal considera que son disposiciones contrarias al régimen concursal y así lo asienta en el Texto definitivo. Respecto a los intereses, el concurso no suspende su producción en los préstamos hipotecarios (excepción a la regla general). En cuanto al cobro o ejecución por la Caja de una garantía prendaria, la regla general es que no puede hacerlo de forma autónoma. Pero, hay excepciones. Como la protección de los "acuerdos de garantía financiera", que tendrían un derecho de ejecución separada durante el concurso: RD-ley 5/2005 y Directiva 2002/47/CE del Parlamento y del Consejo, de 6/6/2002.
  • Tipo Órgano: Audiencia Provincial
  • Municipio: Pontevedra
  • Ponente: MANUEL ALMENAR BELENGUER
  • Nº Recurso: 33/2016
  • Fecha: 31/03/2016
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Se confirma el auto que desestima la impugnación formulada al auto que acuerda la conclusión del concurso con los demás pronunciamiento a ello inherentes, formulada por el letrado de la concursada que formuló la petición inicial, y que pretende se reconozca, por tal trabajo, su crédito contra la masa denunciando la actuación de la administración concursal. La discusión surge a la hora de establecer si la oposición a la rendición de cuentas es el cauce pertinente para dilucidar la procedencia y cuantía de un crédito contra la masa, devengado en su caso al inicio de la fase común, pero no cuantificado, reconocido ni reclamado formalmente hasta la rendición de cuentas.la pretensión no puede prosperar porque, primero, el trámite utilizado no es el idóneo para pedir el reconocimiento de un crédito cuya cuantía se discute y requiere una valoración pericial en orden a su correcta determinación; y, segundo, porque, aunque se admitiera esa posibilidad en abstracto, lo cierto es que en el supuesto enjuiciado el demandante dejó transcurrir con creces el plazo en que, comprobado el rechazo tácito, debía razonablemente haber planteado su petición.
  • Tipo Órgano: Audiencia Provincial
  • Municipio: Burgos
  • Ponente: JUAN FRANCISCO SANCHO FRAILE
  • Nº Recurso: 233/2015
  • Fecha: 28/10/2015
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: El concursado prestó fianza a una sociedad en garantía de determinados pagos aplazados de una sociedad de la que es accionista mayoritario y administrador social. La sentencia sí considera que es un acto ordinario, una garantía contextual, pues obtiene liquidez para su empresa mediante un aval personal. Hay onerosidad en la prestación de la garantía, pues es un acto coetáneo a la prestación de un crédito a una sociedad. Además en este caso, no existe la presunción de perjuicio, pues la prestataria garantizada no es persona especialmente relacionada con el garante; sí lo sería si fuera la sociedad la garante de un préstamo del socio o administrador.
  • Tipo Órgano: Audiencia Provincial
  • Municipio: Málaga
  • Ponente: MARIA DE LA SOLEDAD JURADO RODRIGUEZ
  • Nº Recurso: 706/2011
  • Fecha: 21/01/2013
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Reclamación de cantidad derivada de la realización de suministros a la demandada. Estimada parcialmente la demanda recurren ambas partes. La actora suministraba la mercancía que solicitaba la demandada y una vez recibida esta por la compradora, la vendedora gira la factura correspondiente, materializándose la forma de pago a través de pagarés. Con motivo del volumen de facturas giradas por la primera a la segunda, se constituye un aval con una entidad bancaria, que avala a la demandada ante la actora para responder como fiador hasta una cantidad y por los productos vendidos desde el 8-5-2007 al 8-5-2008, quedando sin efecto en esta fecha, incluso para deudas contraídas con anterioridad y que no estén reclamadas fehacientemente a la avalista. La actora hizo entrega de unos pedidos sin que hubiese recibido el pago ni por la demandada ni la fiadora. Se alega carencia de competencia objetiva del juzgado pues ya había sido declarada en concurso la demandada, lo que se rechaza pues cuando se interpone la demanda, la codemandada no estaba aún declarada en concurso, por lo que debe continuarse el pleito hasta la firmeza de la sentencia. La cuestión controvertida en este recurso se ciñe en determinar si de la deuda que reclama la actora, responde solidariamente la entidad bancaria, lo que se rechaza pues si bien las ventas fueron realizadas entre el 8-5-2007 y 8-5-2008, dichas deudas no han sido reclamadas al avalista con anterioridad al 8-5-2008, fecha de extinción del contrato.
  • Tipo Órgano: Audiencia Provincial
  • Municipio: Burgos
  • Ponente: ILDEFONSO JERONIMO BARCALA FERNANDEZ DE PALENCIA
  • Nº Recurso: 15/2013
  • Fecha: 05/03/2013
  • Tipo Resolución: Auto
Resumen: Realiza la resolución un exhaustivo análisis de la naturaleza y efectos concretos del plan de liquidación de un concurso de acreedores. En primer lugar se prevé la transmisión del negocio como una unidad, en bloque, todas las partidas del activo. Sin que ello afecte a los privilegios sobre determinados bienes en favor de acreedores especiales (bancos prestamistas). No hay ningún inconveniente jurídico en el ejercicio de las acciones de reintegración concursales en fase de liquidación; pero no considera congruente retener el pago de los créditos sometidos a reintegración, aunque sí se podría acudir a las medidas cautelares. No es necesaria la identificación de todos los bienes de la empresa cuando se acuerda la transmisión de toda la unidad productiva. Pero sí debe de asegurarse que del precio obtenido se garantice a los acreedores privilegiados en la proporción correspondiente la satisfacción de su crédito. Las precisiones o detalles sobre el modo de actuar no suponen cambio del plan y no exigen un traslado específico a las partes. La ley permite la liquidación unitaria de varias sociedades del grupo o cuando se hayan tramitado los concursos conjuntamente.