• Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Social
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: JUAN MOLINS GARCIA-ATANCE
  • Nº Recurso: 3647/2018
  • Fecha: 23/02/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Se confirma la sentencia de suplicación que confirmando la de instancia reconoció el derecho a la prestación por desempleo solicitada por quien tras un ERE suspensivo percibió prestaciones por desempleo, comunicando en un segundo ERE lo que se aceptó con fundamento en causas económicas, aprobando el SEPE la reanudación de la prestación por desempleo. Argumenta la Sala que conforme a lo establecido en el art. 208.1 2) LGSS/1994 y DA 63 LGSS/1994, y siguiendo abundante jurisprudencia que determinó que cuando el trabajador se acoge voluntariamente al plan de prejubilaciones acordado en ERE el cese debe entenderse por causa no imputable a la libre voluntad del trabajador, se cumplen las exigencias legales para tener derecho a la prestación por desempleo. En definitiva, aunque fue la trabajadora la que solicitó su inclusión en el ERE, ello no implica que suspendiera el contrato por su propia voluntad, ya que la causa real era la existencia de causas económicas.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Social
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: ANTONIO VICENTE SEMPERE NAVARRO
  • Nº Recurso: 2905/2018
  • Fecha: 23/02/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: La cuestión que se suscita en la sentencia anotada es la de determinar si procede calificar la pensión de IPT que percibe la beneficiario como derivada de accidente de trabajo. Pero el TS no entra en el fondo del asunto al no concurrir la necesaria contradicción, y si bien en ambos casos concurren accidentes de trabajo con secuelas físicas que dan lugar a la indemnización por lesiones permanentes no invalidantes, con enfermedades psíquicas reactivas a las secuelas físicas producto de los accidentes de trabajo, no habiendo tenido con anterioridad a los accidentes los trabajadores patologías psíquicas, iniciando con posterioridad, y a resultas de dichas patologías psíquicas, otros procesos de IT calificados por el INSS como derivados de enfermedad común. En la sentencia recurrida obra una sentencia firme que señaló la existencia de patologías diversas, en la de contraste se consideró acreditada la relación de causalidad entre el accidente laboral y las patologías psíquicas subsiguientes.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Social
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: MARIA LUZ GARCIA PAREDES
  • Nº Recurso: 3970/2018
  • Fecha: 16/02/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: La cuestión suscitada en la sentencia anotada se centra en determinar si las entidades responsables de los daños y perjuicios que se reclaman por enfermedad profesional, deben serlo de forma mancomunada, tal y como ha decidido la sentencia recurrida, o solidaria, tal y como pretende la parte demandante. Pero, el TS no entra en el fondo del asunto. Por un lado, la sentencia recurrida no admite el motivo relativo a la calificación de la responsabilidad que declaró la sentencia de instancia como mancomunada porque estaba mal planteado, incumpliendo las reglas procesales que exigían la cita y fundamentación de la infracción legal o jurisprudencial, y que se exige en el art. 196.2 de la LRJS. Y este concreto extremo no ha formulado la parte recurrente un punto de contradicción que fuera dirigido a impugnar la decisión de la sentencia recurrida sobre el defectuoso planteamiento del motivo. Y aún obviando tal extremo, tampoco puede apreciarse la contradicción porque la sentencia de contraste no resuelve el debate sobre la existencia de mancomunidad o solidaridad entre las empresas condenadas porque no consta que se hubiera planteado entonces, dado que la sentencia de instancia había desestimado la demanda y por tanto no contenía ningún pronunciamiento que pudiera ser llevado a suplicación, como sucede en el caso de la sentencia recurrida.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Social
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: RICARDO BODAS MARTIN
  • Nº Recurso: 2582/2018
  • Fecha: 15/02/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Se plantea en casación unificadora si un pensionista de jubilación, acogido al Convenio Hispano-Argentino de Seguridad Social, tiene derecho a percibir el complemento de mínimos, aunque no resida en España. La sentencia recurrida aplica lo dispuesto en el art. 14.3 RD 2007/2009, aplicable al momento de conceder la pensión de jubilación al demandante y descarta la aplicación de la Disposición Adicional 54ª, 2 de la LGSS vigente en aquel momento, toda vez que dicha norma está prevista únicamente para los pensionistas de jubilación, que perciben su pensión con arreglo a la legislación española o, en su caso, a los Reglamentos Comunitarios. La Sala concluye que, en el presente supuesto, en el que se reconoció al demandante una pensión de jubilación con cargo a la Seguridad Social española, en aplicación del art. 2.1.b del Convenio de Seguridad Social Hispano Argentino, no es requisito constitutivo para lucrar el complemento por mínimos el requisito de residencia en España. Es así, aunque el art. 14.3 RD 2007/2009, vigente en el momento del reconocimiento de la pensión, exigía el requisito de residencia para lucrar el complemento por mínimos, sin que España pueda apartarse del cumplimiento de sus obligaciones internacionales, mediante la publicación de un simple Real Decreto, siendo necesario, por el contrario, que negocie la modificación del propio Convenio de Seguridad Social, que suscribió con la República Argentina.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Social
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: MARIA LOURDES ARASTEY SAHUN
  • Nº Recurso: 3370/2018
  • Fecha: 10/02/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: El INSS y la TGSS recurren la sentencia que declaró el derecho de la demandante a lucrar pensión de jubilación anticipada, concretada en el 74% de la base reguladora de 1.722,21 € con efectos desde el 14 de enero de 2016. La última relación laboral finalizó por sentencia que estimó su demanda de extinción del contrato de trabajo en base al art. 50.1 b) ET. Para que el derecho a esa modalidad de prestación de jubilación pueda serles reconocido deberán cumplir con los cuatro requisitos que el precepto fija: edad (a), inscripción como demandantes de empleo (b), periodo mínimo de cotización (c) y «que el cese en el trabajo se haya producido como consecuencia de una situación de reestructuración empresarial que impida la continuidad de la relación laboral» (d). La minoración de la edad de jubilación se halla estrictamente vinculada a la concurrencia de la circunstancia que constituye el elemento esencial de la propia institución jurídica: la involuntariedad del cese. Tampoco cabe incluir los incumplimientos contractuales del empresario como son los que sirven para el ejercicio de la acción del art. 50 ET, de la que se trata en el presente caso. Es la sentencia de contraste la que contiene la doctrina ajustada a Derecho y estima el recurso y casa y anula la sentencia recurrida, resolviendo el debate suscitado en suplicación en el sentido de desestimar el recurso de dicha clase interpuesto por la parte actora y confirmar el fallo desestimatorio de la sentencia del Juzgado.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Social
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: ROSA MARIA VIROLES PIÑOL
  • Nº Recurso: 3772/2018
  • Fecha: 10/02/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: La sentencia anotada aborda el recurso de casación unificadora deducido frente a la sentencia que declaraba el carácter común de la contingencia del proceso de IT que había iniciado el actor con fecha 03-06-14. A los efectos de resolver sobre dicha pretensión, la Sala ade suplicación descarta aplicar la presunción de laboralidad prevista en el actual Art. 156.3 de la LGSS sobre la base de que los primeros síntomas de la patología cardíaca que presentó el trabajador no consta acreditado que se hubiesen presentado en lugar y tiempo de trabajo e, igualmente, que aquél ya tenía antecedentes médicos sobre esa misma dolencia. Pero, el TS no entra en el fondo del asunto al no concurrir la necesaria contradicción entre las sentencias enfrentadas dentro del recurso. Así, la sentencia recurrida descarta la aplicación de la presunción de laboralidad, por cuanto concurren circunstancias que la desvirtúan, y fundamentalmente, porque no consta debidamente acreditado que los primeros síntomas del infarto se produjeran en horario y lugar de trabajo y, también y además, por presentar antecedentes de patología cardíaca el actor, la sentencia de contraste considera irrelevante, a los efectos de desvirtuar la aplicación de la presunción de laboralidad que los primeros síntomas se produjeran fuera del horario y lugar de trabajo y que el trabajador afectado presentase antecedentes previos de esa misma patología, concurriendo circunstancias bien distintas.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Social
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: ANGEL ANTONIO BLASCO PELLICER
  • Nº Recurso: 4211/2018
  • Fecha: 10/02/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: La Sala IV, aplica doctrina previa, y estima que los herederos de la trabajadora fallecida por enfermedad profesional, cuya contingencia profesional fue declarada judicialmente con posterioridad al fallecimiento, poseen legitimación para reclamar de la empresa la correspondiente indemnización que hubiera correspondido a la referida trabajadora por daño derivado de culpa contractual. Conforme al art 661 CC, los herederos suceden al difunto, por el solo hecho de su muerte, en todos sus derechos y obligaciones; derechos entre los que se encuentran las acciones resarcitorias no ejercitadas por el mismo y no prescritas al tiempo de su fallecimiento En el caso, los daños sufridos por la esposa fallecida por enfermedad profesional, aparte de no ser sólo morales porque también sufre un perjuicio económico, forman parte del caudal relicto de la misma a su muerte dado que se comprende en el mismo los derechos nacidos y no ejercitados o en trámite de ser ejercitados por el causante. En efecto, la trabajadora fallecida por enfermedad profesional no pudo reclamar la indemnización por daños y perjuicios, dado que falleció antes de que, por sentencia firme, se reconociera el origen profesional de la contingencia de la que derivó su prestación. Por ello, sus herederos la sucedieron en las acciones y derechos que la misma conservaba al tiempo de su fallecimiento, razón por la que sí estaban legitimados para el ejercicio de la acción que nos ocupa.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Social
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: SEBASTIAN MORALO GALLEGO
  • Nº Recurso: 3847/2018
  • Fecha: 09/02/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: El trabajador, que presta servicios como gestor administrativo, padece desde antes de su afiliación a la Seguridad Social e iniciar su trabajo lesiones oculares graves constitutivas de ceguera legal, y en el año 2016 solicita se le reconozca en situación de gran invalidez por agravación de sus lesiones. Por sentencia de suplicación, revocatoria de la de instancia, se reconoce al actor en situación de gran invalidez. Ante la cuestión de si procede el reconocimiento de la gran invalidez, la Sala 4ª, tras recordar la doctrina jurisprudencial sobre la materia, casa y anula la sentencia de suplicación y concluye que no procede el reconocimiento de la gran invalidez, puesto que las reducciones anatómicas o funcionales que se han producido antes de la afiliación o alta en la Seguridad Social no pueden ser tenidas en cuenta a efectos de reconocimiento del grado incapacitante, salvo que se haya producido agravación, pero como en el supuesto la situación clínica que se padecía en el momento de afiliación a la Seguridad Social ya era constitutiva de gran invalidez, no procede dicho reconocimiento con posterioridad. Sin que a ello obste el que hayan aparecido nuevas lesiones, pues ninguna de ellas resultan trascendentes a efectos de la gran invalidez reclamada.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Social
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: MARIA LUZ GARCIA PAREDES
  • Nº Recurso: 3439/2018
  • Fecha: 04/02/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Se cuestiona si es ajustada a derecho la resolución del INSS por la que se deniega efectos económicos a una baja médica anterior a los 180 días de otra precedente, por ser de igual o similar patología. Al demandante, se le deniega el pago de la prestación de IT por tratarse de la misma o similar patología que el proceso precedente. En el recurso se alega que es una nueva baja médica por diagnóstico diferente. La Sala de suplicación consideró que la patología era la misma. La cuestión suscitada en el recurso ha sido resuelta por esta Sala en la sentencia que se invoca de contraste y en otras posteriores que la han reiterado: La potestad del INSS no es discrecional pues debe basarse en criterios objetivos que justifiquen la denegación a tales efectos. El INSS debe, en consecuencia, pronunciarse sobre el estado de salud del trabajador que ha obtenido de los servicios médicos de salud una nueva baja médica y, al objeto de denegarle los correspondientes efectos económicos, debe de pronunciarse fundadamente sobre las posibilidades de recuperar su capacidad laboral, atendidos los órganos competentes para evaluar, calificar y revisar la situación de incapacidad permanente del trabajador. La aplicación de la anterior doctrina al caso lleva a estimar el recurso. La denegación de efectos económicos, fue precedente a los posteriores informes emitidos, de forma que cualquier incidencia de ellos sobre lo decidido no puede justificar la decisión adoptada en su momento.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Social
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: RICARDO BODAS MARTIN
  • Nº Recurso: 4502/2018
  • Fecha: 03/02/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: La cuestión que se suscita en la sentencia anotada, consiste en decidir si la prestación por desempleo debe calcularse, en los supuestos de período de ocupación cotizada del art. 269.1 LGSS, en caso de salario diario, aplicando o no el coeficiente multiplicado por 1,61. Y el TS, reiterando doctrina en interpretación del art. 210.1 de la LGSS, declara que acreditado que los demandantes son fijos discontinuos en el sector de hostelería, encuadrados exclusivamente en el RGSS y, siendo pacífico que, en su cotización diaria se incluyó la parte proporcional de vacaciones, fiestas no recuperables y descansos semanales, concurre identidad de razón, para aplicar analógicamente los coeficientes correctores, previstos en el art. 6 de la OM de 30-5-1991, por la que se da nueva regulación a los sistemas especiales de frutas y hortalizas e industria de conservas vegetales, dentro del RGSS, puesto que, si no se hiciera así, se estaría dando un tratamiento diferenciado a supuestos idénticos. En consecuencia, los demandantes tienen derecho a que se les aplique el coeficiente del 1, 61 a los días efectivamente trabajados, incluyendo vacaciones, festivos y descansos semanales, lo cual comporta que se les debe abonar por diferencias de prestación en los períodos reclamados por parte del SPEE.

Parece que no tiene configurado el plugin para ver el pdf embebido... puede descargar la resolución aquí.