• Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Penal
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: ANGEL LUIS HURTADO ADRIAN
  • Nº Recurso: 10722/2021
  • Fecha: 07/07/2022
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: El hecho mismo de propinar varios golpes (hasta seis se concretan en la fundamentación), con un instrumento tan peligroso y lesivo como es el cristal de una botella rota, dirigidos a una zona vital del cuerpo humano, como es el cuello, donde, si no se golpea más, es porque la víctima para los golpes con el brazo, evidencia una persistencia en la agresión propia de quien quiere acabar con la vida de aquél a quien agrede, de manera que, a la vista de estos datos, es razonable que se diera por probado el animus necandi. Expulsión de territorio nacional: resulta adecuada y proporcionada la medida, incluso a la luz del art. 8 de la Directiva 2003/109/CE, de 25 de noviembre de 2003. El recurrente ha sido condenado por un delito de homicidio en grado de tentativa a la pena de seis años de prisión -lo que es ya un delito grave-, a lo los que habría que sumar las otras cuatro condenas producto de sus antecedentes penales, y todo ello en conjunto es revelador de que constituye una seria amenaza para el orden o la seguridad pública, por lo que difícilmente podría gozar de ese estatuto de residente de larga duración. El condenado ni acredita arraigo personal ni laboral en nuestro país y es un individuo potencialmente peligroso. La sola estancia en nuestro país, sin constancia de arraigo, es un factor más en orden a valorar su peligrosidad, por cuanto que, al ser así, siempre le ofrece mayores garantías de impunidad, por las dificultades para su localización.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Penal
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: ANDRES MARTINEZ ARRIETA
  • Nº Recurso: 3608/2020
  • Fecha: 06/07/2022
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Ámbito del recurso de casación: la Sentencia contra la que se plantea el recurso de casación es la resolutoria del recurso de apelación. Frente a la misma el recurrente deberá plantear su disidencia, sin que -como principio general y, sobre todo, en relación con el ámbito fáctico- pueda consistir en la reiteración simple del contenido de la impugnación desarrollada en la apelación ni en el planteamiento de cuestiones no debatidas en la apelación. Agresión sexual: la intimidación típica del delito de agresión sexual no ha de ser poco menos que invencible, es suficiente con que el anuncio de un mal inminente sea susceptible de inspirar en el receptor un sentimiento de temor o angustia ante la contingencia de un daño real o imaginario. Hay agresión sexual en el caso de la intimidación ambiental. Surge allí donde, aun en ausencia de una admonición concreta... el sujeto activo aprovecha con este fin, el temor, el sojuzgamiento de su víctima, resultante de actos previos concluyentes y del conjunto de circunstancias que en el caso concurran. Agresión sexual, agravación por la comisión en grupo. La circunstancia no encuentra su razón de ser en el acuerdo previo, sino en la contribución eficaz para lograr el objetivo antijurídico. El derecho de defensa incorpora el derecho a la libre designación que, a su vez, implica la de cambiar de Letrado cuando lo estime oportuno el interesado en defensa de sus intereses. Ahora bien, no es un derecho ilimitado.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Penal
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: ANGEL LUIS HURTADO ADRIAN
  • Nº Recurso: 10048/2022
  • Fecha: 06/07/2022
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: El recurso de casación, cuando se articula por la vía del art. 849.1 LECrim, ha de partir de las precisiones fácticas que haya establecido el Tribunal de instancia, por no constituir una apelación ni una revisión de la prueba. Se trata de un recurso de carácter sustantivo penal cuyo objeto exclusivo es el enfoque jurídico que a unos hechos dados, ya inalterables, se pretende aplicar, en discordancia con el Tribunal sentenciador. No hay ninguna incompatibilidad, ni conceptual ni ontológica, en que el agente trate de asegurar la ejecución evitando la reacción de la víctima --aseguramiento de la ejecución-- y que al mismo tiempo continúe con la acción que puede tener como resultado de alta probabilidad la muerte de la víctima, la que acepta en la medida que no renuncia a los actos efectuados.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Penal
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: ANTONIO DEL MORAL GARCIA
  • Nº Recurso: 2455/2020
  • Fecha: 05/07/2022
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: En el caso, se contó con prueba de cargo bastante, integrada por el testimonio de la víctima, que cuenta con un elemento corroborador de primer orden como son las declaraciones de las hermanas. El momento en que se produce la denuncia disipa el, ya poco probable, peligro de una malévola actuación concertada. Además, una de ellas, fue, a la vez, testigo y víctima en uno de los episodios por los que el acusado ha sido condenado. No es función de un Tribunal de casación revalorar íntegramente una prueba personal, no directamente presenciada, para preguntarnos si personalmente participamos de la convicción reflejada en la sentencia, o, por el contrario, subsiste alguna duda en nuestro ánimo. Tampoco se ha producido la infracción de ley que se denuncia; el hecho probado habla de felaciones lo que atrae la aplicación del art. 179 CP, que incluye tres vías diferentes de acceso. Finalmente, se denuncia el error en la valoración de la prueba del art. 849.2 LECrim. El argumento desplegado nada tiene que ver con ese rígido esquema revisor. Solo tratan de cernirse dudas con base en pruebas personales (como son las testificales) que apuntan en dirección justamente contraria a la propugnada por el recurrente. Cuando se busca el apoyo de una elemento que sí puede ser tratado por esta vía según la jurisprudencia (pericial psicológica) tampoco se apuntan particulares literosuficientes, sino que se tacha de poco concluyente el informe.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Penal
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: PABLO LLARENA CONDE
  • Nº Recurso: 2977/2020
  • Fecha: 04/07/2022
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Vulneración de derechos fundamentales. La recurrente alega que no se le dio traslado de la denuncia que contra ella interpuso una testigo protegida, la cual, además de incorporarse a las actuaciones, fue utilizada por el Ministerio Fiscal en el juicio. La sentencia concluye que nos encontramos ante una irregularidad procesal que no produce indefensión, porque la defensa conocía el contenido de la denuncia. Revelaciones inesperadas. La Sala refiere que solo es procesalmente admisible la retroacción de las actuaciones y la demora en la celebración del juicio cuando se descubren aspectos que no eran conocidos y que resultan relevantes para el objeto de proceso. La sentencia avala que se otorgara credibilidad a la menor, aunque la versión inculpatoria que ofreció en el acto del juicio difiera de la prestada previamente en fase sumarial. Error en la apreciación de la prueba basado en documentos que obran en autos. Se desestima porque no se aporta ningún documento que evidencie una omisión o error en el factum. Infracción de ley. Estudio del artículo 177 bis, 4, b) . Puede darse, en este delito, una triple fase: i) de captación, ii) de traslado, y iii) de explotación. No obstante, es suficiente, para la consumación, que se proyecte una intención sobre cualquier de las tres finalidades señaladas. Debe concurrir violencia, intimidación o engaño. Para la aplicación del subtipo agravado, debe probarse un plus de antijuricidad.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Penal
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: SUSANA POLO GARCIA
  • Nº Recurso: 3783/2020
  • Fecha: 04/07/2022
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Existirá unidad de acción y no una pluralidad de acciones, cuando la pluralidad de actuaciones sean percibidas por un tercero no interviniente como una unidad por su realización conforme a una única resolución delictiva y se encuentren vinculadas en el tiempo y en el espacio. Este criterio se ha aplicado al delito de falsedad, donde cabría estimar como unidad natural de acción suscribir dos firmas falsas en un mismo documento o suponer en un mismo acto la intervención de varias personas que no la han tenido o incluso suscribir falsamente más de un documento en el curso de una única operación realizada simultáneamente. También, se aprecia en casos de consecución del objetivo perseguido por el sujeto activo mediante falsificación sucesiva de diferentes documentos. El hecho de que se pusieran fechas distintas en las dos certificaciones no implica que el delito se realizara en dos veces o incluso en momentos distintos, la elaboración de ambas certificaciones tenía una única finalidad. Los actos falsarios se llevaron a cabo con unidad inmediata de acción, y que respondían a un único designio y se documentan para alcanzar un mismo objetivo -en este caso, vender un bien en una Notaría- y, por tanto, es artificioso apreciar distintas acciones falsarias mediante la figura del delito continuado, pues ambas certificaciones estaban ligadas entre sí, y no tenían autonomía propia con capacidad de generar cada una de ellas consecuencias en el tráfico mercantil..
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Penal
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: ANDRES MARTINEZ ARRIETA
  • Nº Recurso: 3051/2020
  • Fecha: 04/07/2022
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Las disposiciones normativas sobre las participaciones de los socios y las formas de ingreso hacen referencia a las previsiones legales pero no afectan a la efectiva relación entre los socios, y la aportación de los muebles y elementos de decoración y su consideración de entrega enmarcado en un contrato de préstamo, sujeto a devolución que declara la sentencia. La voluntad de apropiación y el momento consumativo de la apropiación, en el hecho probado se declara, expresamente, al afirmar que los muebles y elementos de ornamentación fueron llevados al domicilio particular de la condenada, y requerida para su devolución se negó a ello, configurando un punto sin retorno en la apropiación. Este crites, exigido en la jurisprudencia para apreciar el delito de apropiación indebida, permite afinar a partir de lo que se denomina el "punto sin retorno", que se ha alcanzado un momento en que se aprecie una voluntad definitiva de no entregarlo o devolverlo o la imposibilidad de entrega o devolución. El transporte del mobiliario y su negativa a devolverlo y atenderlos requerimientos evidencia el punto sin retorno para consumar el desapoderamiento. La ley procesal habilita el inicio del juicio oral para proponer pruebas el requisito de la proposición en tiempo hábil ha de ir referido a aquellas diligencias de prueba que pueden practicarse en el mismo acto, pues el tribunal ha de resolver en ese momento sobre su práctica.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Penal
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: JUAN RAMON BERDUGO GOMEZ DE LA TORRE
  • Nº Recurso: 5534/2020
  • Fecha: 01/07/2022
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Ámbito del recurso de casación. La sentencia objeto del recurso de casación es, precisamente, la dictada en apelación y, por ello, no pueden ser objeto de denuncia cuestiones ajenas a lo debatido en el recurso de apelación. Ahora bien, en la medida en que la sentencia de apelación refrenda errores de la sentencia de instancia también el recurso de casación viene a fiscalizar ésta, aunque sea con el filtro de un pronunciamiento de apelación. Proposición de prueba en el recurso ordinario. Posibilidad de proposición al inicio del juicio oral. Ponderación de la protección de la intimidad de las víctimas. Nulidad de la pericial psicológica al ser propuesta y practicada fuera del plazo máximo de instrucción del art. 324 LECrim. Doctrina de la Sala Segunda. En el caso analizado, antes del transcurso del término de instrucción ya se habían practicado diligencias de investigación de potencial inculpatorio significativo y la declaración de nulidad de esta prueba resultaría irrelevante para el resultado del fallo. Análisis de dichos informes de credibilidad. No vinculan al juzgador. Análisis del art. 183 quater. Posibilidad de una atenuante analógica cuya aplicación, dada la diferencia de edad entre acusado y víctima, ha sido harta generosa. Error de prohibición. Desconocimiento edad de la menor. Basta el dolo eventual.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Penal
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: JAVIER HERNANDEZ GARCIA
  • Nº Recurso: 4578/2020
  • Fecha: 30/06/2022
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Los querellados se limitaron a solicitar la reanudación del proceso hipotecario y la querellante tampoco alegó, ni acreditó la reducción de la deuda hipotecaria, sino tras la adjudicación de la finca. Se estima el recurso de casación: Los hechos declarados probados por la Audiencia Provincial no permiten en modo alguno identificar los elementos reclamados por el tipo de estafa procesal. Este no protege al tercero frente a la demanda con causa material injusta o ficticia sino contra el uso fraudulento de los resortes instrumentales que acompañan a la acción provocando que la decisión judicial sea consecuencia de aquella. La no aportación del documento de novación objetiva del contrato de préstamo a la solicitud de continuación del procedimiento hipotecario suspendido no equivale normativamente a manipulación de pruebas que explique causalmente la decisión adoptada por el tribunal. Expulsada de la tipicidad por la reforma del Código Penal de 2010 la simulación de pleito, la inconsistencia material de lo que se pretende o la no aportación de medios de prueba relevantes podrá suponer, en su caso, la desestimación de la demanda, la condena en costas o, incluso, la sanción procesal por mala fe que previene el artículo 247 LEC. Por otro lado, no hay trazo alguno de que, por los ejecutantes, mediante maniobras fraudulentas, se procurara eludir la intervención defensiva del ejecutado que dispuso, por ello, de efectivas posibilidades para alegar el pago parcial de la deuda garantizada.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Penal
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: MIGUEL COLMENERO MENENDEZ DE LUARCA
  • Nº Recurso: 2328/2020
  • Fecha: 30/06/2022
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Vulneración de derechos fundamentales. Acordada la intervención telefónica, ha de entenderse que las actuaciones son secretas, aunque no se acuerde expresamente. Duración de las intervenciones. Se alega excesiva duración de la intervención telefónica (4 años). El motivo se desestima porque no estaba en vigor el art. 588 bis e) de la LECrim (limita la intervención a 18 meses) y porque nos encontramos ante una operación de clara importancia. Prueba practicada en el extranjero. Deben cumplir los requisitos de la ley procesal que las regula, sin que sea exigible que se ajusten a las exigencias formales contenidas en la legislación española. Cadena de custodia. No es suficiente con el planteamiento de dudas de carácter genérico. Es necesario que la parte precise en qué momentos, a causa de qué actuaciones y en qué medida se ha producido tal interrupción, pudiendo proponer en la instancia las pruebas encaminadas a su acreditación. Error en la valoración de la prueba derivado de documentos que obran en autos. Los documentos designados carecen de literosuficiencia. Prueba pericial. No constan elementos probatorios que puedan cuestionar la solvencia del análisis pericial y no se solicitó un contranálisis. Desistimiento. Se desestima porque el desistimiento fue por las dificultades que surgieron y el delito ya estaba consumado. Dilaciones indebidas. Se estima parcialmente el motivo y se aprecia como muy cualificada en atención a la duración global del procedimiento. Multa proporcional.

Parece que no tiene configurado el plugin para ver el pdf embebido... puede descargar la resolución aquí.