• Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Militar
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: FRANCISCO JAVIER DE MENDOZA FERNANDEZ
  • Nº Recurso: 38/2019
  • Fecha: 04/12/2019
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Si ya con la anterior norma cabía excluir del recurso de casación la valoración de la prueba, con la vigente regulación del recurso de casación contencioso-disciplinario, que excluye de su objeto las cuestiones de hecho, no cabe sino aplicar tal criterio con mayor rigor, sin que quepa atender a valoraciones alternativas de parte. Es más, el órgano de instancia valoró la prueba siguiendo una inferencia razonable, sin que las pruebas incriminatorias objetivas practicadas fueran desvirtuadas por explicación alternativa alguna del recurrente, que se acogió a su derecho a no declarar. El principio in dubio pro reo carece de virtualidad casacional, pues en casación no se practica prueba alguna que deba ser valorada, quedando reducida su operatividad a los casos en los que el tribunal sentenciador, habiendo admitido una situación de duda razonable, despeja la incertidumbre en perjuicio del encartado. Una vez fijado que el hecho imputado constituye una falta muy grave, la autoridad disciplinaria eligió una sanción de severidad intermedia -entre la separación del servicio y la pérdida de puestos en el escalafón- y, fijada la suspensión de empleo, se individualizó en una extensión que no llega a agotar la mitad inferior de su posible duración, con adecuada ponderación de los elementos concurrentes -al ser el autor el jefe de pareja y omitir el obligado auxilio a su compañera de servicio que estaba siendo golpeada, hasta el punto de que hubo de ser ayudada por un tercero-.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Militar
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: ANGEL CALDERON CEREZO
  • Nº Recurso: 63/2019
  • Fecha: 04/12/2019
  • Tipo Resolución: Auto
Resumen: En su escrito de preparación, la parte recurrente considera que el interés casacional que el caso presenta se concreta en los siguientes extremos: (1) vulneración del derecho fundamental a la tutela judicial efectiva, al amparo de lo dispuesto en el art. 24.1 CE, en relación con los arts. 120.3 CE, 46 y 47 LORDGC y 33 LJCA; (2) incongruencia omisiva, incardinada en la vulneración de dicho derecho fundamental; (3) vulneración del derecho a la presunción de inocencia (art. 24.2 CE), en relación con los arts. 38, 46 y 47 LORDGC; (4) infracción del principio de proporcionalidad de las sanciones (art. 19 LORDGC) y abuso del régimen disciplinario (art. 38 LORDGC); y (5) vulneración del principio de legalidad sancionadora, en su vertiente de tipicidad de la conducta (arts. 25.1 CE y 9.1 y 38 LORDGC). La sala coincide con el recurrente en cuanto a la existencia de interés casacional objetivo, en los términos en que se plantea y con los necesarios ajustes normativos y jurisprudenciales, sin perjuicio de que la sentencia que llegara a dictar la sala pueda extenderse a otras cuestiones que exija el debate finalmente trabado en el recurso.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Militar
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: FERNANDO PIGNATELLI MECA
  • Nº Recurso: 76/2019
  • Fecha: 04/12/2019
  • Tipo Resolución: Auto
Resumen: En su escrito de preparación, la parte recurrente considera que la sentencia de instancia ha infringido: (1) el art. 24.1 CE, por vulneración de los derechos fundamentales a la tutela judicial efectiva y a la presunción de inocencia; (2) y el art. 25 CE, por vulneración del principio de legalidad, en su vertiente de tipicidad, en relación con el art. 8.6 LORDGC. La sala coincide con la parte recurrente en cuanto a la existencia de interés casacional objetivo, en los términos en que se plantea y con los necesarios ajustes normativos y jurisprudenciales, sin perjuicio de que la sentencia que llegara a dictar la sala pueda extenderse a otras cuestiones que exija el debate finalmente trabado en el recurso.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Militar
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: FERNANDO PIGNATELLI MECA
  • Nº Recurso: 73/2019
  • Fecha: 04/12/2019
  • Tipo Resolución: Auto
Resumen: En su escrito de preparación, la parte recurrente considera que la sentencia de instancia ha infringido: (1) el art. 24.1 CE, por vulneración del derecho fundamental a la presunción de inocencia; (2) y el art. 25 CE, en relación con el art. 8.5 LORDGC, por vulneración del principio de legalidad. La sala coincide con la parte recurrente en cuanto a la existencia de interés casacional objetivo, en los términos en que se plantea y con los necesarios ajustes normativos y jurisprudenciales, sin perjuicio de que la sentencia que llegara a dictar la sala pueda extenderse a otras cuestiones que exija el debate finalmente trabado en el recurso.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Militar
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: JACOBO BARJA DE QUIROGA LOPEZ
  • Nº Recurso: 111/2018
  • Fecha: 04/12/2019
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Computándose el plazo de prescripción de la falta muy grave de condena firme por delito desde la fecha en que la sentencia penal adquirió firmeza, no ha transcurrido el plazo de tres años contemplado legalmente para la prescripción de la infracción. En cuanto a la posible prescripción de la sanción de separación del servicio impuesta por la falta muy grave de condena firme por delito contemplada en el art. 9.11 de la derogada LO 11/1991, debe tenerse en cuenta que no pudo ser ejecutada en su día porque el ahora demandante había sido separado del servicio en virtud de otro expediente, sanción luego sustituida por la de suspensión de empleo por tres meses en virtud de recurso contencioso-disciplinario. Esta circunstancia permitió disponer la ejecución de la sanción de separación impuesta en el primer expediente, ya que, tanto durante la vigencia de la LO 11/1991 como desde la entrada en vigor de la actual LO 12/2007, el plazo de prescripción de la sanción queda interrumpido en los casos en que su cumplimiento no pueda llevarse a efecto por causa no imputable a la Administración, en los casos previstos legalmente o cuando la situación administrativa en que se encuentre el funcionario lo impida, haciéndose luego efectiva cuando su cambio de situación lo permita. Resulta inatendible la pretensión relativa a la caducidad del expediente, tramitado íntegramente durante la vigencia de la LO 11/1991, normativa que no regulaba la caducidad del expediente.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Militar
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: ANGEL CALDERON CEREZO
  • Nº Recurso: 68/2019
  • Fecha: 04/12/2019
  • Tipo Resolución: Auto
Resumen: En su escrito de preparación, la parte recurrente considera que el interés casacional que el caso presenta se concreta en los siguientes extremos: (1) vulneración del derecho a la presunción de inocencia (art. 24.2 CE) y jurisprudencia que lo interpreta; y (2) infracción del principio de legalidad sancionadora y su complemento de tipicidad (art. 25.1 CE) y de la jurisprudencia que lo interpreta. La sala coincide con el recurrente en cuanto a la existencia de interés casacional objetivo, en los términos en que se plantea y con los necesarios ajustes normativos y jurisprudenciales, sin perjuicio de que la sentencia que llegara a dictar la sala pueda extenderse a otras cuestiones que exija el debate finalmente trabado en el recurso.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Militar
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: JACOBO BARJA DE QUIROGA LOPEZ
  • Nº Recurso: 57/2019
  • Fecha: 29/11/2019
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: El tipo disciplinario aplicado exige que exista una baja cierta y no simulada y que, sin justificación alguna, se prolongue, dejando así de prestar el servicio que hubiera correspondido. La determinación de si existió o no una indebida prolongación de la situación de baja médica exige conocimientos científicos al respecto. La resolución sancionadora entiende que si el médico que trató y operó a la recurrente hubiera conocido con detalle la clase de actividad profesional que esta desarrollaba habría dicho otra cosa. Sin embargo, no repara la resolución recurrida en que, una vez concedida el alta médica sin limitaciones, el guardia civil no solo es apto para realizar el trabajo que venía desarrollando hasta entonces, sino también cualquier otro que se le pudiera encomendar. Además, el médico desestimó la petición de alta del comandante enfermero dando razones en que apoyar su decisión, razones ampliamente explicitadas en su interrogatorio. Por lo tanto, no se está ante un supuesto en que la guardia civil recurrente prolongara injustificadamente su baja ni simulara ninguna circunstancia ante el médico, sino ante una decisión médica de que continuara de baja por no encontrarse apta para el servicio.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Militar
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: FERNANDO PIGNATELLI MECA
  • Nº Recurso: 40/2019
  • Fecha: 28/11/2019
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: No resulta infringido el derecho de defensa, pues la remisión por el recurrente e incorporación al expediente de determinados documentos anunciados en el escrito de alegaciones no implicó práctica de prueba tras el trámite de alegaciones a la propuesta de resolución, sino escrupuloso respeto al contenido del art. 59.2 LORDGC. La nueva casación contencioso-administrativa está esencialmente destinada a resolver cuestiones jurídicas, aunque en la contencioso-disciplinaria cabe una interpretación más laxa y abierta. No resultó vulnerado el derecho a la presunción de inocencia, pues, valorada la prueba de cargo y de descargo, el tribunal funda su convicción dando mayor credibilidad a aquella que a esta, lo que hace de forma razonada y razonable, extrayendo conclusiones que se compadecen con las reglas de la lógica. Los hechos probados reflejados en la sentencia se subsumen en el tipo: concurre la acción típica, así como el elemento intencional o doloso de la misma, ya que la prolongación injustificada de la baja para el servicio fue resultado de una actuación engañosa o desleal del agente. Motivada adecuadamente por la autoridad sancionadora la elección de la sanción de pérdida de destino conforme a los criterios establecidos en el art. 19 LORDGC, no cabe criterio alguno de graduación de la misma, ya que no puede imponerse en extensión distinta de los 2 años previstos legalmente.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Militar
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: FRANCISCO MENCHEN HERREROS
  • Nº Recurso: 25/2019
  • Fecha: 27/11/2019
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: El recurso no se ajusta a la disciplina reguladora de la nueva casación, contemplada solo por interés objetivo para la formación de la jurisprudencia, no obstante lo cual, la sala se adentra en su examen a la luz de la vulneración de derechos fundamentales en que quedó fijado el interés casacional en el auto de admisión a trámite. El relato de hechos probados de la sentencia de instancia -conforme al cual, el recurrente emitió un informe a sus superiores acerca de su participación en un rescate de menores refugiados en una cueva con un incendio en su interior, salvándoles la vida con riesgo de la suya propia, que no se ajustaba a la realidad de lo acontecido, versión que el también dio al delegado del Gobierno y a diversos medios de comunicación- se apoya de forma razonada en suficiente prueba de cargo directa y periférica, por lo que no se aprecia vulnerado el derecho a la presunción de inocencia. Ninguna razón jurídica se esgrime en apoyo de la atipicidad de la conducta más allá del mero cuestionamiento de los hechos probados. En ellos concurren todos los elementos del tipo: la emisión de un informe verbal a sus mandos sobre determinados hechos acontenidos el día de autos -versión reiterada ante la autoridad civil y diversos medios de comunicación; la falta de realidad de lo afirmado en tal informe; el elemento intencional, pues el informe se emitió a sabiendas de su mendacidad y con el presumible propósito de aparecer como autor de una meritoria acción heroica.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Militar
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: JAVIER JULIANI HERNAN
  • Nº Recurso: 49/2019
  • Fecha: 26/11/2019
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Las declaraciones incriminatorias de los coimputados son suficientes para enervar la presunción de inocencia si resultan corroboradas por otras pruebas, aunque la corroboración no sea plena. Lo que se reprocha al sancionado es la falta de autorización para utilizar en una actividad privada un vehículo oficial, correspondiéndole a él la acreditación de la existencia de autorización. La declaración del coimputado está corroborada por la circunstancia acreditada de que el recurrente estaba de permiso y fuera de servicio, por la llamada realizada por el recurrente tras el accidente al jefe de la unidad en la que reconocía que había cogido el vehículo oficial sin autorización por una urgencia -como consta en la información reservada, cuyo contenido fue ratificado ante el instructor del expediente- y por el mismo informe emitido por el oficial jefe de la unidad en el que se participa no haberse dado permiso por ningún mando para el uso particular de los vehículos camuflados. Estando el recurrente de permiso y no permitida la utilización particular de vehículos camuflados, no puede ampararse en el principio de confianza legítima, pues el mismo no protege la creación o mantenimiento de situaciones contrarias al ordenamiento jurídico, sino únicamente las legítimas esperanzas del administrado de que la conducta de los poderes públicos no sea contraria a sus actos anteriores, resultando sorprendente o incoherente, lo que no se aprecia que ocurra como consecuencia de la sanción impuesta.

Parece que no tiene configurado el plugin para ver el pdf embebido... puede descargar la resolución aquí.