• Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Penal
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: SUSANA POLO GARCIA
  • Nº Recurso: 836/2019
  • Fecha: 14/01/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: El TS recuerda su doctrina relativa a la posibilidad de revocar sentencias absolutorias de conformidad con la doctrina del Tribunal Constitucional y del Tribuna Europeo de Derechos Humanos. El derecho de defensa del acusado absuelto impide realizar con ocasión del recurso un nuevo juicio de culpabilidad si aquél no es oído con inmediación por el Tribunal que conoce del recurso, como ocurre con el recurso de casación. Cuando el órgano ad quem ha de conocer de cuestiones de hecho y de derecho, estudiando en general la cuestión de la culpabilidad o la inocencia, no puede, por motivos de equidad en el proceso, resolver sin la apreciación directa del testimonio del acusado que sostiene que no ha cometido el hecho delictivo que se le imputa". Ciertamente se deroga tal exigencia cuando a partir de los hechos declarados probados en la primera instancia, el núcleo de la discrepancia entre la sentencia absolutoria y la condenatoria sea una cuestión estrictamente jurídica. Lo que no sucede en el caso concreto, en atención a que en la sentencia de instancia se valoraron distintas pruebas personales, por lo que concluye que en el recurso no se muestra simplemente una discrepancia estrictamente jurídica con la sentencia de instancia, sino que se solicita a la Sala que efectúa una nueva apreciación de los hechos probados, que por las razones expuestas no es posible llevar a cabo.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Penal
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: CARMEN LAMELA DIAZ
  • Nº Recurso: 10252/2020
  • Fecha: 14/01/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: La prueba valorada por el Jurado excluye que el recurrente sufra una perturbación absoluta y completa, o una abolición plena de sus facultades mentales, lo que lógicamente impide la apreciación de la eximente completa pretendida por aquel. El abuso de superioridad no se deriva del uso de dos armas, sino de la notable diferencia de fuerzas entre el acusado y sus víctimas, aprovechándose aquel de forma intencionada de esa superioridad que fue buscada por el propio acusado. El uso de armas no es elemento típico del delito de homicidio y la experiencia cotidiana demuestra que tampoco es elemento necesario para su comisión. No es posible apreciar una legítima defensa en tanto que no existió agresión ilegítima de las víctimas, elemento configurador, necesario e ineludible para la apreciación de la circunstancia de legítima defensa en cualquiera de sus formas. Las penas impuestas fueron correctamente individualizadas, teniendo en cuenta la concurrencia de la eximente incompleta apreciada y las demás circunstancias concurrentes. Por último, el propio relato de hechos probados refleja la alta peligrosidad que el acusado presenta, de modo que las medidas de seguridad acordadas responden a la gravedad de ese peligro.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Penal
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: ANDRES PALOMO DEL ARCO
  • Nº Recurso: 809/2019
  • Fecha: 14/01/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Delito de abuso sexual. Se acusa y condena a los dos padres biológicos de una menor. Al padre por abusos sexuales y a la madre por consentirlos y no adoptar medidas para su prevención. Presunción de inocencia. Contenido del derecho a la presunción de inocencia, en su análisis cuando se invoca en el recurso de casación. Validez de la declaración de la victima como prueba de cargo bastante. La credibilidad del testimonio de la víctima, como la de otro testigo, le compete en principio al órgano de enjuiciamiento, mientras que al de casación le corresponde el control de la valoración. Parámetros para la valoración de la declaración de la víctima. La gravedad del hecho de que la víctima sea menor de edad no justifica la disminución de las garantías procesales. Posición de garante de la madre: existencia de prueba de cargo bastante, suficiente para inferir con arreglo a lógica que tenía conocimiento de las agresiones sexuales del padre biológico a la menor y de que las toleró. Se discute si la desatención de la madre fue determinante o no en la comisión de los abusos y agresiones sexuales. Deber de los progenitores de velar por sus hijos, de forma que responden como garantes, cuando no evitan pudiendo hacerlo un mal o perjuicio, como lo son las agresiones sexuales perpetradas contra ellos. Dilaciones indebidas: se solicita su apreciación como muy cualificada. No procede. Correcta individualización de la pena en atención a la gravedad de los hechos declarados probados.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Penal
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: CARMEN LAMELA DIAZ
  • Nº Recurso: 753/2019
  • Fecha: 14/01/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Recurso del Ministerio Fiscal: se propone la apreciación de un delito de agresión sexual con prevalimiento. Derecho a ser informado de la acusación. Principio acusatorio: fijación de los hechos objeto de acusación en el escrito de conclusiones definitivas. Modificación de los hechos incriminados. Se solicitó la suspensión de la vista por motivos de salud del acusado y para afrontar el cambio en los hechos probados. No hubo, por lo tanto, indefensión. Se solicita también la condena por un delito de agresión sexual en lugar de abuso sexual. Criterio restrictivo del Tribunal Europeo de Derechos Humanos sobre la revocación de una sentencia absolutoria o de una sentencia condenatoria por otra más grave. Es factible, pese a las restricciones, cuando la absolución o el fallo menos lesivo se fundamenten en errores de subsunción. Deber de motivación: contenido. Respuesta suficientemente razonada a la cuestión planteada. La sentencia debe anularse cuando haya insuficiencia descriptiva en los hechos. La vía del defecto formal por falta de claridad no implica la rectificación de los hechos probados. Contenido del derecho a la presunción de inocencia. Existencia de prueba de cargo bastante. Infracciones homogéneas. Error en la apreciación de la prueba: los documentos señalados no son literosuficientes. Infracción de ley: respeto a los hechos declarados probados. Delito continuado. Daños morales: se justifican por la gravedad de los hechos. No deriva de la existencia de lesiones materiales
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Penal
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: ANDRES PALOMO DEL ARCO
  • Nº Recurso: 912/2019
  • Fecha: 14/01/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: El control casacional se orienta a verificar estos extremos, validez y suficiencia de la prueba y racionalidad en su valoración, sin que suponga una nueva oportunidad para proceder de nuevo a la valoración del material probatorio, de manera que no es posible que el Tribunal de casación, que no ha presenciado las pruebas personales practicadas en el plenario, sustituya la realizada por el Tribunal de instancia ante el cual se practicaron. Que la víctima se haya personado como acusación particular, no deviene elemento indicativo de animadversión alguna; el deseo de justicia derivado del sufrimiento generado por el propio hecho delictivo, no puede calificarse en ningún caso de motivación espuria que pueda viciar la credibilidad de la declaración de la víctima. En el caso aquí enjuiciado, se descarta la apreciación de la eximente de actuar en cumplimiento de un deber. Así se señala que pese a que el origen del incidente reside en un comportamiento agresivo del detenido hacia al agente policial al que coge por la pechera, la violencia ejercida por éste fue manifiestamente innecesaria, en cuanto tiene lugar una vez que el detenido había cesado su conducta y se encontraba en el suelo, por lo que las patadas que le propinó en esta situación el agente en modo alguno responden a una dinámica defensiva, sino que se sitúan en el marco de un comportamiento agresivo, desvinculado de toda finalidad defensa, contra quien se encontraba inerme en el suelo.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Penal
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: JULIAN ARTEMIO SANCHEZ MELGAR
  • Nº Recurso: 10501/2020
  • Fecha: 14/01/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Delito de abuso sexual a menor de dieciséis años. Derecho a la presunción de inocencia: marco cuando ha existido un previo recurso de apelación y, por lo tanto, se ha dado cumplimiento a la exigencia del Pacto Internacional de Derechos Civiles y Políticos. En estos casos, se ha de atender a cuatro aspectos fundamentales: a) si el Tribunal Superior de Justicia se ha mantenido dentro de los límites de revisión que le corresponde; b) si el Tribunal Superior ha aplicado correctamente la doctrina de la Sala IIª y del Tribunal Constitucional sobre la necesidad de motivar la valoración de la prueba; c) si ha respetado tal doctrina de esta Sala y del Tribunal Constitucional acerca de las garantías y reglas relativas a la obtención y práctica de las pruebas; y d) si el Tribunal de la apelación ha resuelto las alegaciones del recurrente sobre la existencia de prueba de forma racional. Improcedencia del planteamiento de cuestiones per saltum. Es preceptivo que la cuestión formulada en casación lo haya sido antes en apelación. Existencia de prueba de cargo bastante. Validez de la declaración de la víctima como prueba de cargo aunque sea única y aunque provenga de un menor de edad. Se plantea impropiamente infracción de ley por error en la apreciación de la prueba. Requisitos de esta vía de casación. Parámetros para su valoración. Relevancia del informe pericial psicológico, especialmente en el caso de menores. Aspectos que aborda el informe pericial psicológico.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Penal
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: EDUARDO DE PORRES ORTIZ DE URBINA
  • Nº Recurso: 10497/2020
  • Fecha: 13/01/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: No hay falta de motivación en el Veredicto cuando el Jurado relaciona los elementos de convicción tomados en consideración para sus pronunciamientos. Asimismo, analiza el control de la presunción de inocencia cuando se recurren las sentencias de apelación, control que se limita a la razonabilidad del discurso probatorio; y se analiza la alevosía sobrevenida en un supuesto en que un estrangulamiento va precedido de golpes a la víctima en la cabeza que la aturden y le impiden toda reacción defensiva. De acuerdo con el criterio mayoritario de la Sala este tipo de casos son alevosos y son legalmente constitutivos de delito de asesinato. En concreto, afirma que la llamada alevosía sobrevenida es una situación que se produce cuando, iniciado el ataque de forma no alevosa, se produce una alteración en la dinámica del hecho de forma que la víctima no pueda esperar un resultado letal.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Penal
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: VICENTE MAGRO SERVET
  • Nº Recurso: 891/2019
  • Fecha: 13/01/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Suele ser objeto de alegación con frecuencia la existencia de contradicciones en las declaraciones de los acusados, víctimas o testigos en sus diversas manifestaciones que llevan a cabo tanto en sede policial, como ante el juzgado de instrucción y su comparación con la llevada a cabo en el plenario. No obstante, cuando se alega el concepto de contradicción no debe perderse de vista que, técnicamente, por tal debería entenderse aquello que es antagónico u opuesto a otra cosa. Y en la mayoría de los supuestos en que se alega la pretendida contradicción se centra o ciñe más en cuestiones de matices respecto al contenido propio de las declaraciones. En casación se suele aplicar la atenuante como muy cualificada en las causas que se celebran en un periodo que supera como cifra aproximada los ocho años de demora entre la imputación del acusado y la vista oral del juicio. Comete violación y no está amparado por causa alguna de justificación quien, usando fuerza o intimidación, tuviese acceso carnal con su cónyuge. No existen supuestos "derechos" a la prestación sexual, debiendo primar el respeto a la dignidad y a la libertad de la persona. La Sala II ha entendido que la conducta que se sanciona en el art. 173.2 es distinta de las concretas agresiones cometidas contra esas personas. La conducta típica viene, pues, integrada por una forma de actuar y de comportarse de manera habitual en la que la violencia está constantemente presente, creando una situación permanente de dominación.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Penal
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: LEOPOLDO PUENTE SEGURA
  • Nº Recurso: 863/2019
  • Fecha: 13/01/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Delito contra la salud pública, en su modalidad de sustancias que causan grave daño a la salud. Se analiza la Ley Orgánica para la protección de la seguridad ciudadana. Privación de libertad para completar identificación. Entrada y registro domiciliario. Necesidad de presencia de abogado para validar el consentimiento del titular de la vivienda. Prueba nula. Delito flagrante. Presunción de inocencia.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Penal
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: LEOPOLDO PUENTE SEGURA
  • Nº Recurso: 827/2019
  • Fecha: 13/01/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: El acusado no se limitaba a tener los referidos sistemas de captación de imágenes, sino que, además procedía después al archivo y grabación de las imágenes así obtenidas, vulnerando abiertamente la intimidad de sus subordinadas con plena conciencia y voluntad de hacerlo. El Tribunal considera que el prevalimiento del cargo público al que el artículo 198 del Código Penal alude debe ser interpretado no en el sentido de mero aprovechamiento (laboral) del cargo, de la categoría profesional o de las facultades de dirección que el mismo proyecta sobre sus subordinados (también funcionarios públicos de ordinario), sino en atención a que el delito sea cometido prevaliéndose el sujeto activo de su condición o cargo público frente a particulares (o naturalmente frente a autoridades o funcionarios públicos al margen de su función). El citado tipo requiere en primer lugar que el sujeto activo sea autoridad o funcionario público. Ahora bien, no nos encontramos ante un tipo anudado a la función pública. No es suficiente con la condición de funcionario público del sujeto activo. Es necesario que actúe en el área de sus funciones específicas, de tal modo que aun cuando la acción sea ejecutada por una autoridad o funcionario público, si su actuación no se refiere específicamente a tales funciones y únicamente se ha aprovechado de su condición de autoridad o funcionario para facilitar la comisión del hecho, su actuación deberá ser calificada conforme al artículo 197 del Código Penal.

Parece que no tiene configurado el plugin para ver el pdf embebido... puede descargar la resolución aquí.