• Tipo Órgano: Audiencia Provincial
  • Municipio: Tarragona
  • Ponente: MARIA ESPIAU BENEDICTO
  • Nº Recurso: 40/2019
  • Fecha: 01/04/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Revoca parcialmente la condena impuesta por Juez Penal a un acusado por los delitos de atentado y delito leve de lesiones. Interno en centro penitenciario que agrede a varios agentes de policía en el momento de realizar un traslado. Facultades revisorias del tribunal de apelación. Delito de atentado. El interés protegido con este delito no es individual sino colectivo, de forma que la conducta integradora del tipo penal debe tener la suficiente entidad como para menoscabarlo en grado que se perciba como un grave desprecio a las reglas básicas de ordenación de la convivencia que los agentes deben administrar de forma razonable. Acción violenta de acometimiento que permite diferenciar el delito de atentado de otras formas menos graves de afectación al bien jurídico. Acusado que ha sido diagnóstico de inteligencia límite y en el momento de los hechos, si bien sus capacidades cognoscitivas se encontraban preservadas en el sentido de conocer y comprender la ilicitud de los hechos, existió una alteración en el sentido de adecuar su conducta a esta comprensión. Apreciación como eximente incompleta, después de descartar la exención total de la responsabilidad.
  • Tipo Órgano: Audiencia Provincial
  • Municipio: Albacete
  • Ponente: JUAN MANUEL SANCHEZ PURIFICACION
  • Nº Recurso: 74/2019
  • Fecha: 24/03/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Delito de homicidio intentado. Animo homicida; deben tenerse en cuenta las relaciones previas entre los sujetos; comportamiento del autor antes, durante y después; zona del cuerpo afectada; intensidad del golpe; repetición del golpe; forma en que finaliza la agresión; en general cualquier otra circunstancia determinante. Tentativa acabada al haber llevado a cabo objetivamente todos los actos que debieron llevar al resultado. Legitima defensa, exige; agresión ilegitima; necesidad del medio empleado; falta de provocación suficiente. Una agresión verbal no justifica su aplicación. Embriaguez, el mero consumo de alcohol no justifica su aplicación. Penalidad; rebaja en un grado por ser tentativa acabada.
  • Tipo Órgano: Audiencia Provincial
  • Municipio: Cádiz
  • Ponente: JUAN JOSE PARRA CALDERON
  • Nº Recurso: 32/2020
  • Fecha: 17/03/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: En el curso de una disputa entre ambos el acusado mordió el dedo pulgar de su contrincante amputándole sus dos terceras partes distales. La AP le condena como autor de un delito de lesiones del artículo 150 CP, habiéndose dispuesto de suficiente prueba de cargo. Ninguna duda hay de que hubo que aplicar tratamiento quirúrgico y de que a consecuencia de la agresión la víctima sufrió pérdida parcial de un miembro no principal. Invocada la eximente de legítima defensa, se rechaza tanto por tratarse de un acometimiento mutuo como por haber sido introducida la eximente por vía de informes sin estar incluida en las conclusiones definitivas. Se impone la pena de prisión en su mínima extensión de tres años. La responsabilidad civil se otorga conforme a lo solicitado por la acusación pública, cuantificando los conceptos con aplicación del baremo vigente a la fecha de los hechos.
  • Tipo Órgano: Audiencia Provincial
  • Municipio: Albacete
  • Ponente: JUAN MANUEL SANCHEZ PURIFICACION
  • Nº Recurso: 54/2019
  • Fecha: 15/03/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Delito de lesiones con arma blanca. La diferencia con el homicidio en grado de tentativa radica en la intencionalidad del sujeto. El animo homicida se ha extraer mediante prueba indiciaria valorando el comportamiento del sujeto antes, durante y después de la agresión. El empleo de un arma blanca por si solo no demuestra la existencia de ese animo especifico. Atenuante de dilaciones indebidas; debe valorarse en cada caso si ha existido un retraso efectivo, injustificado, injustificable e imputable al órgano judicial. No puede identificarse con el cumplimiento de los plazos procesales. Se ha venido estimando que existe con una paralización injustificada de diez meses o tardanza de tres años en enjuiciar los hechos desde la comisión del delito. Atenuante de reparación del daño; no concurre cuando el sujeto se limita a cumplir el requerimiento para la prestación de la fianza exigida para garantizar el pago de la responsabilidad civil. Legitima defensa incompleta. No cabe su apreciación ante una riña mutuamente aceptada.
  • Tipo Órgano: Audiencia Provincial
  • Municipio: Albacete
  • Ponente: MARIA ROSARIO SANCHEZ CHACON
  • Nº Recurso: 27/2019
  • Fecha: 15/03/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Se condena por delito leve de lesiones y se absuelve por delitos de detención ilegal y delito menos grave de lesiones. El acusado golpeó a la víctima (en cara y nuca) y posteriormente ambos montaron en el vehículo del acusado, conduciendo éste y circulando hasta que la víctima se bajo del mismo estando en marcha. No se considera probado que el acusado obligase a la víctima a entrar en su turismo y lo encerrara en el mismo para privarle de su libertad. Los hechos aparecen acreditados por la declaración de la víctima, considerando la AP. que la misma tiene credibilidad subjetiva, verosimilitud y persistencia. Se condena por delito leve de lesiones al no considerarse, según informe médico forense, tratamiento médico el collarín cervical (se colocó al lesionado con una finalidad sintomática y no curativa). No se acredita la comisión del delito de detención ilegal, ya que el mismo precisa de: a) un elemento objetivo, la privación de libertad deambulatoria de la persona, tanto encerrándola físicamente como deteniéndola o impidiendo su libertad de movimiento, privación de libertad que ha de ser ilegal; b) un elemento subjetivo, consiste en que la detención se realice de forma arbitraria injustificada, independientemente de los móviles del autor, siendo un delito intencional (no cabe la comisión por imprudencia). No se acredita la limitación de la libertad deambulatoria de la víctima. No se aprecia intoxicación etílica ni legítima defensa como atenuantes.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Penal
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: JUAN RAMON BERDUGO GOMEZ DE LA TORRE
  • Nº Recurso: 2095/2019
  • Fecha: 09/03/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Existiendo una discusión inicial, seguida de una agresión mutua con golpes simultáneos entre los implicados, no cabe hablar de legítima defensa incompleta. No es posible apreciar la legítima defensa en los supuestos de riñas mutuamente aceptadas. Sobre las costas impuestas de la acusación particular, la regla general es que procede su imposición. Es posible, además, acordar su compensación, sin que por ello se vulnere la doctrina general en materia de imposición de costas, por cuanto el derecho a resarcirse del importe de una condena en costas decretada en una resolución judicial, lo ostenta la parte a la cual se le ha reconocido se le abonen las costas del proceso y no al letrado que dirigió profesionalmente a aquella, constituyendo, pues, un derecho de crédito de la parte litigante a la que se le reconoce el mismo que, por tanto, es la legitimada para reclamarlo. El recurrente impugna también -ahora en su condición de acusación particular- la apreciación de la atenuante de reparación del daño. El motivo se desestima, en tanto que el otro acusado-perjudicado consignó el día anterior a la celebración del juicio oral (elemento cronológico),una cantidad coincidente con la que el Ministerio Fiscal solicitaba como indemnización y no difiere en demasía de la establecida en la sentencia (elemento sustancial).
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Penal
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: ANTONIO DEL MORAL GARCIA
  • Nº Recurso: 2122/2019
  • Fecha: 04/03/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: El acusado podía querer convencerse ilusamente de que eran mayores. Pero se trataría en todo caso, de una creencia, débil, frágil; tan frágil que conviviría necesariamente con la conciencia de que lo más probable es que fuesen menores. El error de que habla el art. 14 CP exige certeza, o quasi certeza: un conocimiento equivocado pero seguro. Si el sujeto actúa con dudas serias sobre la concurrencia de un elemento típico, que prefiere no llegar a conocer, no puede ser disculpado por ese error consciente; o, mejor, buscada situación de error. Es supuesto asimilable al dolo eventual: la sospecha de ilicitud excluye el error. El no querer despejar sus serias dudas, equivale a la conocida como ignorancia deliberada. La duda, no casa bien con el concepto de creencia errónea. Los razonamientos del recurso, en otro orden de cosas, se adentran en una materia de revaloración de pruebas de carácter personal (testifical) y de otros elementos (aspecto de las menores. rostro, facciones, timbre de la voz..) en que despliega un protagonismo muy significado la inmediación y, que, por tanto, escapan a la fiscalización en casación. Que unas menores perciban esas conductas -prostituirse por unos pocos euros- como algo trivial, supone el reflejo del negativo impacto que actuaciones como las del recurrente dejan en la formación de las menores. Que además se les remunere el favor carnal con droga agrava ese daño en su desarrollo formativo. Alguna repercusión reparatoria ha de tener ese daño moral.
  • Tipo Órgano: Audiencia Provincial
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: PEDRO JAVIER RODRIGUEZ GONZALEZ-PALACIOS
  • Nº Recurso: 965/2020
  • Fecha: 04/03/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: La acción del acusado de agredir con un vaso al perjudicado, a la altura del cuello, tras mantener ambos un forcejeo, supone un evidente ánimo de lesionar por su parte, rechazándose así la calificación alternativa planteada por la defensa de considerar los hechos como unas lesiones imprudentes. El conocimiento que tenía el acusado de que con su acción de agredir a la víctima con un vaso de cristal creaba una situación de peligro concreto con alta posibilidad de que se produjera el resultado de lesiones y la consciencia del alto grado de probabilidad de que realmente se ocasionaran, entrañaba una aceptación del resultado, aunque no fuese directamente querido. El Tribunal, tras el examen visual directo de la cicatriz que el perjudicado tiene en el cuello, y de las fotografías sobre el estado actual de la misma aportadas en el acto del juicio, estima que el resultado ocasionado no alcanza la entidad de deformidad relevante. Por la consignación efectuada, se aplica la atenuante de reparación del daño, pero se rechazan, por no demostradas, las circunstancias de legítima defensa, embriaguez y confesión. No siendo legalmente exigible la aplicación del Baremo en los casos de delitos dolosos, como sucede en el presente caso, las cantidades que resultan de la aplicación de las Tablas tienen valor orientativo y, constituyen en todo caso, un cuadro de mínimos.
  • Tipo Órgano: Audiencia Provincial
  • Municipio: Coruña (A)
  • Ponente: MARIA LUCIA LAMAZARES LOPEZ
  • Nº Recurso: 1332/2020
  • Fecha: 24/02/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Las conclusiones a las que se llegó en la sentencia impugnada no pueden ser calificadas como absurdas, arbitrarias o contrarias a la lógica, por lo que no procede, al tratarse de una convicción racionalmente valorada, su modificación en la alzada. Ambos denunciantes/denunciados, tras discutir de palabra, se enzarzaron no sólo en una discusión, sino que forcejearon y en el curso de tal forcejeo el le dio un golpe en la cara a ella y ésta tiró al suelo las gafas graduadas de aquel para seguir ambos con el forcejeo y es cuando ella le mordió en la espalda. En consecuencia, nos encontramos ante una situación de riña mutuamente aceptada en la que no cabe apreciar para los contendientes las circunstancias de legítima defensa. Se confirma la no moderación del importe de la responsabilidad civil al amparo del art 114 CP.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Penal
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: ANDRES MARTINEZ ARRIETA
  • Nº Recurso: 10594/2020
  • Fecha: 24/02/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Del relato fáctico resultan los elementos del homicidio y de la alevosía, al resultar los elementos de la selección de un medio dirigido a producir la muerte sin riesgo para el autor y sin posibilidades de defensa. Las alegaciones sobre la existencia de los presupuestos de una legítima defensa carecen de base atendible, pues aparte de la trascripción de las declaraciones y periciales, en su integridad, ningún apartado permite una justificación de la acción en la legítima defensa. Se constata un error en la imposición de la medida de libertad vigilada en el delito de asesinato. La sentencia impone la medida de 7 años y 6 meses, pena que carece de cobertura legal. El art. 105 CP prevé la duración de la medida, con carácter general, de 5 años y de 10 años, cuando el Código expresamente lo prevea. La medida se impone de acuerdo al art. 140 bis, sin previsión expresa de 10 años, por lo que el límite máximo es el de 5 años de duración máxima. A tenor de lo señalado se sustituye la duración de la medida de libertad vigilada de 7 años y 6 meses impuesta, por la de 5 años.

Parece que no tiene configurado el plugin para ver el pdf embebido... puede descargar la resolución aquí.