• Tipo Órgano: Sección De Apelación Penal. TSJ Sala De Lo Civil Y Penal
  • Municipio: Barcelona
  • Ponente: CARLOS MIR PUIG
  • Nº Recurso: 248/2020
  • Fecha: 23/02/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Confirma la sentencia de la Audiencia Provincial en la que se le condenaba al acusado como autor material de un delito continuado de agresión sexual y de un delito de maltrato sobre la mujer. Declaración de la víctima como prueba directa de alcance incriminatorio. Prueba periférica de corroboración del testimonio de la víctima. Informe pericial del médico forense y pericial psicológica. Delito de detención ilegal cometido en el marco de realización de un delito de agresión sexual. Jurisprudencia sobre las diversas modalidades en que ambos delitos pueden concurrir. En el caso el tribunal de apelación mantiene la unidad de reproche dispensada por la Audiencia, al estimar que la detención ilegal viene absorbida por las agresiones sexuales, acogiendo por ello la tesis del concurso de normas que se resuelve castigando exclusivamente por el delito de agresión sexual continuado. Continuidad delictiva en los delitos contra la libertad sexual.
  • Tipo Órgano: Audiencia Provincial
  • Municipio: Pontevedra
  • Ponente: MARIA JESUS HERNANDEZ MARTIN
  • Nº Recurso: 90/2021
  • Fecha: 18/02/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: El juicio de inferencia que se recoge en la sentencia aparece como racional de forma que la prueba practicada se estima que tiene signo incriminatorio bastante para enervar la presunción de inocencia del acusado. Se trata del uso de un vaso de cristal con el que se golpea en la cabeza. Es un elemento que, además de eventualmente contundente, es susceptible de causar cortes al estallar o romperse, sobre todo si se utiliza en zonas sensibles del cuerpo. Por tanto, la capacidad agresiva y el mayor riesgo de causación de las lesiones se estima cumplido y los hechos enmarcables en el tipo penal aplicado. El acusado se sintió ofendido porque el perjudicado le afea una conducta, y le golpeó con una copa de cristal en la cabeza. Pero aún cuando el perjudicado fuera hacia el acusado difícilmente ello puede justificar una agresión como la producida, justificación que exige sea como eximente sea como atenuante una previa agresión ilegítima de la que no hay prueba. Cuando la actuación económica consiste en consignar una cantidad dineraria antes del juicio, no con la pretensión de reparar incondicional e irrevocablemente los perjuicios causados, sino dando seguimiento a un previo auto de prestación de fianza, no nos encontramos con la actuación configuradora de la atenuante del art 21.5 CP. No se han producido paralizaciones que puedan justificar la aplicación de la circunstancia de dilaciones indebidas. La indemnización corresponde fijarla al tribunal de instancia.
  • Tipo Órgano: Audiencia Provincial
  • Municipio: Málaga
  • Ponente: AURORA SANTOS GARCIA DE LEON
  • Nº Recurso: 33/2021
  • Fecha: 16/02/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Los dos acusados fueron condenados como autor cada uno de un delito leve de lesiones. Apela la denunciada, desestimando la AP su recurso, basado en la alegación del error en la valoración de la prueba. Constata la AP que se dispuso de prueba de cargo suficiente consistente en las declaraciones de ambos acusados, que, aunque desde su particular perspectiva, reconocieron la realidad del incidente, así como en los correspondientes parte médicos, de todo lo cual se inferior racionalmente la realidad de una agresión recíproca excluyente de la legítima defensa.
  • Tipo Órgano: Audiencia Nacional. Sala de lo Penal
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: JUAN FRANCISCO MARTEL RIVERO
  • Nº Recurso: 10/2021
  • Fecha: 15/02/2021
  • Tipo Resolución: Auto
Resumen: Se observa la concurrencia del principio de doble incriminación extradicional: se relata unos determinados hechos que en España tienen consistencia delictiva, por la vía del delito de estafa. Este Tribunal no puede entrar en el examen del fondo de los hechos que se imputan al reclamado. Las posibles dolencias que padezca en reclamado son materia de la ejecución de la extradición. Los defectos de tramitación en el procedimiento de Rusia deben resolverse por el Tribunal ruso. El riesgo a sufrir tratos inhumanos o degradantes se basan en afirmaciones genéricas, sin que consten amenazas concretas y verosímiles. La autoridad competente rusa ha ofrecido los compromisos legalmente convenidos. La desproporción punitiva existente en el tipo aplicable en el Estado reclamante no se aprecia, pues aunque las penas no son coincidentes, tampoco la desproporción de penas en abstracto y términos absolutos es abismal. Posibilidad de suspensión de la eventual materialización de la entrega mientras siga pendiente de resolución el expediente de asilo.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Penal
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: SUSANA POLO GARCIA
  • Nº Recurso: 10232/2020
  • Fecha: 12/02/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: En casación se ventila la corrección de la decisión del Tribunal de apelación. Ello, indirectamente, supondrá debatir sobre temas decididos primeramente en la instancia; pero no sobre todos, sino solo sobre aquéllos que hayan sido llevados a la apelación porque solo sobre ellos puede pronunciarse el tribunal ad quem. Podríamos hablar de un exceso intensivo en la defensa por la repetición de las puñaladas, la intensidad de las mismas y el lugar al que fueron dirigidas, sin que se pueda hablar de situación de error alguno, pues nada al respecto se desprende del relato fáctico. En todo caso, se produce un exceso extensivo o impropio, bien porque la reacción se anticipa o bien porque se prorroga indebidamente y la legitima defensa no puede apreciarse en ninguno de estos casos, ni como completa ni incompleta. El reproche penal se excluiría por el miedo insuperable ante el intenso temor o situación de angustia en que se sitúa al autor. No se ha demostrado que el acusado sufriese una situación de temor a perder su vida que afectase a su capacidad de decisión en alguna medida. Tampoco existe ninguna referencia fáctica que pudiera siquiera valorarse como un estímulo relevante a los efectos de poder analizar si alcanza las exigencias que necesariamente deben cumplirse para apreciar la atenuante de arrebato u obcecación.
  • Tipo Órgano: Audiencia Provincial
  • Municipio: Coruña (A)
  • Ponente: ALEJANDRO MORAN LLORDEN
  • Nº Recurso: 19/2021
  • Fecha: 11/02/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: La prueba de cargo es suficiente y ha sido racionalmente valorada. La revisión de la credibilidad de los testimonios presentados en el juicio oral no forma parte del contenido de la presunción de inocencia. En un escenario de pelea recíprocamente consentida, los contendientes se sitúan al margen de la protección penal al ser actores provocadores cada uno de ellos del enfrentamiento, de suerte que cuando el resultado lesivo se produce como efecto de una pelea originada por un reto lanzado o aceptado que da lugar a las vías de hecho, no cabe apelar a la legítima defensa, plena o semiplena, ya que la base de la misma es la existencia de una agresión ilegítima, y ésta no es posible de admitir con tal carácter en una riña voluntariamente aceptada. A cualquiera se le alcanza que forcejear con una mujer en una habitación del domicilio, agarrarla y desplazarla físicamente, no obstante su resistencia, y aceptar que se golpee contra puertas y enseres, es un medio hábil para producir un resultado lesivo, aunque sea de escasa entidad. Si alguien golpea directamente a otro en la cara, afirmaremos que el autor persigue la realización de un resultado lesivo. Si esa lesión se produce en un forcejeo para expulsar del domicilio común a la contraria, como argumenta el apelante, concluiremos que el autor realiza la acción típica representándose la posibilidad de la producción del resultado. Pero ambas acciones son dolosas.
  • Tipo Órgano: Audiencia Provincial
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: TANIA GARCIA SEDANO
  • Nº Recurso: 1190/2020
  • Fecha: 08/02/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: No se trata de comparar la valoración probatoria efectuada por el Tribunal y la que sostiene la parte que recurre, sino de comprobar la racionalidad de aquella y la regularidad de la prueba utilizada. Salvo que se aprecie la existencia de un razonamiento arbitrario o manifiestamente erróneo, no es posible prescindir de la valoración de pruebas personales efectuada por el tribunal que ha presenciado directamente la práctica de las mismas. No hubo agresión ilegítima. No existió una agresión ilegítima que tuvieran que repeler; los recurrentes fueron al domicilio de los lesionados voluntariamente y lo hicieron armados con un palo, una garrota y portando un perro rottweiler, una raza de perros calificada como potencialmente peligrosa. A mayor abundamiento, la necesidad racional del medio empleado tampoco puede apreciarse. Los lesionados son un matrimonio de avanzada edad y su hijo que ante los gritos de éstos acudió a auxiliarles. Por último, la forma en que fueron armados al lugar en que ocurrieron los hechos, la circunstancia de que fueran varias personas, varias no identificadas y los hoy recurrentes, excluye a juicio de la Sala la falta de provocación suficiente del defendido.
  • Tipo Órgano: Audiencia Provincial
  • Municipio: Almería
  • Ponente: LUIS DURBAN SICILIA
  • Nº Recurso: 779/2020
  • Fecha: 04/02/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Apelar la sentencia del Juzgado de lo Penal el condenado como autor de un delito de lesiones agravadas por empleo de medio peligroso. La AP desestima el recurso basado en la alegación conjunta del error en la valoración de la prueba y la vulneración de la presunción de inocencia con el motivo añadido de la indebida inaplicación de la eximente de legítima defensa. Se practicaron prueba de cargo suficientes para destruir la presunción de inocencia, como fueron la declaración del agredido y su esposa y también la declaración del acusado, unido ello al informe médico de las lesiones. Que no se pudiera determinar el medio empleado no impide la apreciación del subtipo agravado puesto que el informe médico forense acreditó que las lesiones debieron ser causadas con un objeto contundente, tal como declaró la víctima, y no con la mano del acusado. No cabe apreciar legítima defensa visto el relato fáctico de la sentencia y que el recurrente ni siquiera ofrece un relato alternativo de lo ocurrido.
  • Tipo Órgano: Audiencia Provincial
  • Municipio: Pontevedra
  • Ponente: MARIA JESUS HERNANDEZ MARTIN
  • Nº Recurso: 16/2021
  • Fecha: 02/02/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: La sentencia apelada cumple debidamente con el deber de motivación, y alcanza el pronunciamiento de condena valorando la totalidad de la prueba practicada esto es la versión que de los hechos ofreció cada una de las partes constituida como denunciante-denunciado, los datos objetivos que derivan de los partes médicos y correlativos informes médico forenses y la declaración de la testigo que se hallaba presente. No se observa ni falta de motivación fáctica ni error en la valoración de la prueba o un juicio de inferencia que pueda ser calificado de ilógico, entendiendo que la prueba de cargo practicada es de signo incriminatorio suficiente para enervar la presunción de inocencia del recurrente. Ambos se enzarzan y es en el marco de esa situación cuando se producen las lesiones mutuamente causadas, lo que supone que no queda acreditado que se haya producido una agresión ilegítima de la que haya sido sujeto pasivo el recurrente y ello impide la apreciación de la circunstancia alegada en cualquiera de las formas propuestas. Las dilaciones indebidas se plantean por primera vez en la segunda instancia y tampoco el periodo temporal al que se alude puede ser calificado como dilación extraordinaria. Aún sin indagación respecto de la situación económica del acusado, la imposición de la cuota diaria en 4 euros, muy cercano al umbral mínimo legalmente dispuesto se estima ajustado a derecho sin perjuicio de la posibilidad de fraccionamiento previsto en el art 50.6 CP.
  • Tipo Órgano: Audiencia Provincial
  • Municipio: Cádiz
  • Ponente: JUAN JOSE PARRA CALDERON
  • Nº Recurso: 212/2020
  • Fecha: 26/01/2021
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Los dos acusados pelearon causándose recíprocamente lesiones, resultando condenados por el Juzgado de lo Penal cada uno como autor de un delito de lesiones del artículo 147.1 CP. La AP desestima su recursos, ambos sustentados en el mismo motivo de error en la valoración de la prueba. Se practicó prueba de cargo con entidad suficiente para enervar la presunción de inocencia de los recurrentes, incluyendo su propio declaraciones en las que reconocieron haber tenido un altercado, a lo que cabe unir los partes de lesiones de uno y otro, que reflejan que ambos lesionados necesitaron para su curación la aplicación de puntos de sutura Tratándose de una pelea o riña mutuamente aceptada es inapreciable la legítima defensa como eximente.

Parece que no tiene configurado el plugin para ver el pdf embebido... puede descargar la resolución aquí.