• Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Civil
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: IGNACIO SANCHO GARGALLO
  • Nº Recurso: 320/2015
  • Fecha: 24/11/2017
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Cláusula suelo. Control de trasparencia, tiene por objeto que el adherente conozca o pueda conocer con sencillez tanto la carga económica que realmente supone para él el contrato celebrado como la carga jurídica del mismo, es decir, la definición clara de su posición jurídica tanto en los presupuestos o elementos típicos que configuran el contrato celebrado, como en la asignación o distribución de los riesgos de la ejecución o desarrollo del mismo. Alcance de las exigencias de trasparencia respecto de cláusulas suelo, en caso de que por un defecto de transparencia las cláusulas relativas al objeto principal del contrato no pudieran ser conocidas y valoradas antes de su celebración, faltaría la base para la exclusión del control de contenido, que es la existencia de consentimiento. La suficiencia de la información precontractual y la que se aporte al tiempo de la firma del contrato, para que pueda entenderse cumplido el deber de trasparencia, está en función de otras circunstancias, como que el consumidor sea una persona con conocimiento experto en este tipo de contratos. En algún caso los conocimientos sobre la materia de una determinada clase de consumidores puedan justificar que la información que reciban sea menor, pues no resulta tan necesaria para conocer de la cláusula y, sobre todo, la carga económica y jurídica que representa, en este caso (empleada de banca con funciones ajenas a créditos hipotecarios y ausencia total de información) no es así.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Civil
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: PEDRO JOSE VELA TORRES
  • Nº Recurso: 1364/2015
  • Fecha: 23/11/2017
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: La Sala estima el recurso de casación interpuesto frente a una sentencia que estimó una pretensión de nulidad de cláusula suelo al tener el demandante la cualidad de consumidor y no superar el control de transparencia. El préstamo hipotecario en el que se incluyó la cláusula se formalizó como préstamo a promotor porque se hizo constar que la vivienda objeto de financiación se vendería una vez construida. Con posterioridad, como el prestatario no encontró comprador, decidió quedarse la vivienda y utilizarla como domicilio familiar. Esta sentencia considera que si bien el auto-promotor es consumidor, puesto que aunque aborde tareas que, en principio, se encomiendan a profesionales, no lo hace en el marco de una actividad empresarial sino para la satisfacción de necesidades personales (acceso a una vivienda); en el caso litigioso el prestatario obtuvo el préstamo como promotor puesto que la finalidad en ese momento era construir para revender y los controles de abusividad y transparencia tienen que realizarse en el momento en que se celebra el contrato con condiciones generales, ya que afectan a la prestación del consentimiento. En este sentido, se destaca la importancia que para el juicio de transparencia tiene la información precontractual. Al no tratarse de consumidor no se aplica al caso la legislación protectora de los consumidores, dado que los controles de abusividad quedan circunscritos a los contratos en los que exista una relación de consumo.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Civil
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: IGNACIO SANCHO GARGALLO
  • Nº Recurso: 189/2015
  • Fecha: 16/11/2017
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: La Sala estima el recurso de casación. Toma en consideración la jurisprudencia tanto del TJUE como de la propia Sala sobre las exigencias que entrañan los deberes de transparencia y, en el caso enjuiciado, considera que la sentencia recurrida (que estima que los prestatarios tuvieron oportunidad de conocer tanto la carga económica como la carga jurídica de lo convenido, esencialmente porque de acuerdo con la presunción de veracidad de la escritura notarial el proyecto de escritura estuvo a su disposición los tres días hábiles inmediatamente anteriores a su otorgamiento) no se acomoda a esa jurisprudencia. En el caso de la cláusula suelo, en la información precontractual debe haberse explicado de forma clara y comprensible el contenido de la cláusula y su alcance, esto es, que la cláusula suelo va a mediatizar el efecto del interés variable pactado, y qué repercusiones concretas podría tener sobre el coste de la amortización del préstamo. No consta que hubiera existido esa información exigida por la jurisprudencia, que supone algo más que poner a disposición de los prestatarios el borrador de la escritura pública de préstamo hipotecario. La intervención del notario no excluye la necesidad de la información precontractual. Se casa la sentencia recurrida y se confirma la de primera instancia, que había declarado la nulidad de la cláusula suelo-techo y condenado al banco demandado a restituir las cantidades indebidamente cobradas en aplicación de la cláusula declarada nula.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Contencioso
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: CELSA PICO LORENZO
  • Nº Recurso: 2470/2017
  • Fecha: 13/11/2017
  • Tipo Resolución: Auto
Resumen: Infracción en materia de defensa de los consumidores y usuarios contemplada en el artículo 49.1 letra i) del Real Decreto Legislativo 1/2007, de 16 de noviembre, por el que se aprueba el texto refundido de la Ley General para la Defensa de los Consumidores y Usuarios y otras leyes complementarias (introducción de cláusulas abusivas en los contratos). Determinación de si la imposición por la Administración pública competente de la correspondiente sanción requiere -o no- la previa declaración de la abusividad de la cláusula por parte de la jurisdicción civil.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Civil
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: PEDRO JOSE VELA TORRES
  • Nº Recurso: 405/2015
  • Fecha: 07/11/2017
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Recurso de casación admisible. Se plantean cuestiones jurídicas y no fácticas y se acredita el interés casacional. Interrelación entre la acción colectiva y la individual (sentencia anterior dictada en una acción colectiva que declaró que idéntica cláusula predispuesta por el mismo banco no supera el control de transparencia). Inexistencia de cosa juzgada. Consecuencia de la estimación de una acción colectiva en acciones individuales: la regla general es que se aprecie el carácter abusivo de la cláusula por las razones expresadas en sentencia que estimó la acción colectiva, salvo que consten circunstancias excepcionales sobre el perfil del cliente o la información dada. Control de transparencia de condiciones generales en contratos concertados con consumidores: doctrina jurisprudencial del TJUE y de la Sala Primera del Tribunal Supremo; exigencia derivada de normas comunitarias y españolas. Relevancia para la transparencia de la información precontractual. Precedentes jurisprudenciales de control de transparencia en cláusulas suelo. Valoración de la intervención del notario. Control de incorporación y control de transparencia de la cláusula predispuesta cuando la condición general se refiere a elementos esenciales del contrato. En el caso, cláusula enmascarada entre datos sobre revisión del interés, no constan simulaciones de escenarios, no se advirtió de forma comprensible sobre el coste comparativo con otros productos, simple inciso en un extenso y farragoso apartado.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Civil
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: PEDRO JOSE VELA TORRES
  • Nº Recurso: 3282/2014
  • Fecha: 07/11/2017
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: La Sala desestima el recurso de casación. En aplicación de la jurisprudencia del TJUE y de la propia Sala sobre el concepto de consumidor, considera que el esposo no intervino en la contratación del préstamo hipotecario como consumidor, puesto que lo hizo en el marco de su actividad empresarial para refinanciar unas deudas de tal naturaleza con el fin de unificarlas y rebajar las cuotas mensuales de amortización, por lo que no reúne tal cualidad legal de consumidor, conforme al art. 3 TRLGCU. La esposa, que también figura como prestataria, no era ajena a las deudas refinanciadas con el préstamo hipotecario, porque debía responder de las mismas conforme a los arts. 6 y 7 CCo. La jurisprudencia ha establecido la vinculación de los bienes comunes a la deuda contraída por uno de los cónyuges mediante aval o fianza (como fue el caso), cuando tal negocio jurídico obedece al tráfico ordinario del comercio o actividad empresarial del que se nutre la economía familiar y a cuyo ejercicio ha prestado consentimiento expreso o tácito el otro cónyuge que ni avala ni afianza. No se trata, en el caso, de un contrato mixto o de doble finalidad. Buena fe: en contratos con no-consumidores puede postularse la nulidad de las cláusulas que comportan una regulación contraria a la legítima expectativa que, conforme al contenido natural del contrato, pudo tener el adherente. En el caso, la cláusula supera el control de incorporación, no hubo déficit de información, mala fe ni consentimiento viciado
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Civil
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: RAFAEL SARAZA JIMENA
  • Nº Recurso: 1279/2015
  • Fecha: 02/11/2017
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Quien concertó un préstamo hipotecario con la finalidad de adquirir un local de oficina para arrendarlo al despacho del que formaba parte, interpuso demanda solicitando la nulidad de la cláusula que establecía un tipo de interés mínimo y máximo de referencia, por abusiva, y la restitución de lo cobrado. Se apoyó en su abusividad y falta de transparencia como condicion general. En primera instancia se estimó la demanda al no considerar imprescindible la condición de consumidor del prestatario. La AP estimó el recurso del banco acogiendo el criterio opuesto: el control de transparencia solo es aplicable a condiciones generales incorporadas a contratos celebrados con consumidores. Defectuosa formulacion del primer motivo de casación, por falta de razonable claridad expositiva, mezcla de cuestiones heterogeneas, y marginación de los hechos probados sobre la no condición de consumidor. Reiteración de doctrina: el control de transparencia vinculado a la previsión del art 4.2 de la Directiva sobre cláusulas abusivas solo es aplicable en los contratos concertados con consumidores. Las condiciones generales insertas en contratos en los que el adherente no tiene la condición legal de consumidor o usuario, cuando reúnen los requisitos de incorporación, tienen, en cuanto al control de contenido (de abusividad), el mismo régimen legal que las cláusulas negociadas, por lo que solo operan como límites externos de las condiciones generales los mismos que operan para las cláusulas negociadas
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Civil
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: RAFAEL SARAZA JIMENA
  • Nº Recurso: 255/2015
  • Fecha: 16/10/2017
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: En el procedimiento de origen se instó la nulidad de la cláusula suelo inserta en el préstamo hipotecario concertado entre las partes por abusiva y por falta de transparencia, y subsidiariamente se solicitó la aplicación de un suelo del 2,5% (en lugar del 3% fijado en el préstamo), en virtud del acuerdo alcanzado entre los demandantes y la entidad bancaria. Tras ser estimada la pretensión subsidiaria en primera instancia, la sentencia de apelación declaró que los demandantes no tenían legitimación para recurrir en apelación, por lo que rechazó su recurso. La sala estima el recurso extraordinario por infracción procesal interpuesto por los actores ya que, según su propia doctrina, el litigante que ve rechazada su pretensión principal tiene gravamen para recurrir, pues la tutela judicial instada le fue negada en parte. Fruto de la estimación del recurso, asume la instancia y examina el recurso de apelación no resuelto en cuanto al fondo. La sala muestra su conformidad con la declaración de la sentencia de primera instancia en cuanto a la falta de transparencia de la cláusula suelo pero discrepa de sus efectos, así, considera que la nulidad por falta de transparencia es una nulidad absoluta y que, por tanto, no pudo ser convalidada por el acuerdo posterior entre los clientes y el banco en cuanto a su rebaja, que tuvo como único fin minimizar los efectos negativos para la economía de los demandantes. La estimación de la apelación determina la estimación total de la demanda.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Civil
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: JOSE ANTONIO SEIJAS QUINTANA
  • Nº Recurso: 258/2017
  • Fecha: 11/10/2017
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Imposición o no de las costas de las instancias al banco recurrido una vez que el TJUE ha dictado sentencia el 21 de diciembre de 2016 en la que deja sin efecto la jurisprudencia del TS sobre los limitados efectos restitutorios de la nulidad de la cláusula suelo (en la que pretendía fundar la oposición del banco al recurso de casación formulado de contrario). Según jurisprudencia consolidada, el criterio más ajustado al principio de no vinculación del consumidor a las cláusulas abusivas y al principio de efectividad del Derecho de la Unión es que las costas de las instancias en casos similares al presente se impongan al banco demandado. La no imposición de costas al banco demandado supondría la aplicación de una salvedad al principio objetivo del vencimiento en perjuicio del consumidor. Si el consumidor vencedor en el litigio tuviera que pagar las costas de las instancias, no se restablecería la situación de hecho y de derecho para el caso de que la cláusula no hubiera existido y, por tanto, el consumidor no quedaría indemne. La regla general del vencimiento favorece la aplicación del principio de efectividad del derecho comunitario. Además el banco no se limitó a invocar a su favor la doctrina anterior sino que pidió la suspensión del curso de las actuaciones y planteó diversas excepciones, y siguió oponiéndose durante todo el curso del proceso incluso cuando ya se había dictado sentencia por el TJUE y era evidente que el recurso de casación estaba cargado de razón.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Contencioso
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: WENCESLAO FRANCISCO OLEA GODOY
  • Nº Recurso: 438/2015
  • Fecha: 05/10/2017
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: El TS desestima el recurso contencioso-administrativo y confirma el Acuerdo del Consejo de Ministros por el que se desestima solicitudes de indemnización por responsabilidad patrimonial del Estado Legislador por vulneración del Derecho de la Unión Europea contenida en la regulación de la ejecución hipotecaria. Se basaba la petición en que al no trasponer un Directiva de manera procedente, impidió al recurrente haber opuesto a la ejecución hipotecaria la existencia de una cláusula abusiva en el contrato de préstamo con garantía hipotecaria del que traía causa y, por tanto, la declaración de nulidad de dicho contrato. Consta en el TS precedente idéntico a la presente reclamación, cuya doctrina reproduce en base al principio de unidad de doctrina y de igualdad en la aplicación e interpretación de las leyes por los Tribunales. No era necesario haber agotado las posibilidades que el ordenamiento procesal español autorizaba al recurrente para haber podido aducir el carácter abusivo de las cláusulas contractuales a las que se imputa el incumplimiento de la normativa europea y, por tanto, haber podido excluir los perjuicios que se dice se le ha ocasionado. Es exigible en el caso de autos la vulneración suficientemente caracterizada de la Directiva de 1993 para poder acceder al reconocimiento de la responsabilidad exigida por el actor y a juicio del TS no hay infracción suficientemente caracterizada, para poder estimar que concurra la antijuridicidad de la lesión que reclama.

Parece que no tiene configurado el plugin para ver el pdf embebido... puede descargar la resolución aquí.