• Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Civil
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: RAFAEL SARAZA JIMENA
  • Nº Recurso: 1412/2015
  • Fecha: 17/01/2018
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: La Sala estima el recurso de casación. No es admisible un concepto restrictivo del requisito de "imposición" necesario para que un cláusula sea una condición general. La sentencia recurrida incurre en contradicciones al afirmar, de un lado, que el banco no tenía obligación de informar al consumidor sobre la existencia y trascendencia de la cláusula suelo porque no intervino en la subrogación, al limitarse a consentirla, y declarar, de otro lado que la cláusula suelo «se negociaría entre las partes» porque en la subrogación se modificó el tipo de interés y la cláusula suelo. No consta que el banco informara al consumidor sobre la existencia de una cláusula suelo y resulta inconsistente la afirmación de que el banco negoció con el consumidor la inserción de la cláusula suelo. Para que una cláusula pueda considerarse negociada en un contrato suscrito por un profesional con un consumidor es necesaria una prueba suficiente de los hitos en que el proceso de negociación se plasmó, a los que la sentencia recurrida no ha hecho referencia. La entidad bancaria está obligada a informar al consumidor de la existencia de la cláusula suelo también en los casos de subrogación en el préstamo hipotecario y, en este caso lo hizo, razón por la cual la citada cláusula no supera el control de transparencia que resulta aplicable en la medida que la operación de subrogación por parte del comprador en el préstamo hipotecario es un contrato de consumo.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Civil
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: PEDRO JOSE VELA TORRES
  • Nº Recurso: 1737/2015
  • Fecha: 17/01/2018
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: La Sala desestima el recurso por infracción procesal. El recurso de casación es estimado. A efectos de la apreciación del vicio del consentimiento, lo relevante es que el cliente tenga la cualidad legal de minorista, resultando intrascendente que sea o no consumidor. Toma en consideración la reiterada doctrina relativa a los deberes de información que las entidades que prestan servicios financieros deben ofrecer a los clientes. En este caso, la Audiencia Provincial no hace mención de manera clara y terminante a que el banco informara al cliente de los riesgos del producto contratado (consecuencias de una bajada abrupta y sostenida de los tipos de interés y coste por cancelación anticipada) que es el elemento determinante para la formación del consentimiento en este tipo de contratos. La entidad bancaria prestó un servicio de asesoramiento financiero, que le obligaba al estricto cumplimiento de los deberes de información, cuya omisión puede incidir en la apreciación de la existencia de error vicio. Ese deber de información incide directamente en la concurrencia del requisito de la excusabilidad del error. Ni la percepción de liquidaciones positivas ni la firma de nuevos contratos para refinanciar las deudas derivadas de las liquidaciones negativas implican confirmación tácita del contrato. El hecho de tratarse de una empresa con un cierto volumen de negocio no supone que sus responsables tuvieran conocimientos especializados en productos financieros complejos.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Civil
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: PEDRO JOSE VELA TORRES
  • Nº Recurso: 1670/2015
  • Fecha: 10/01/2018
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Motivos de casación admisibles (se identifican las normas y jurisprudencia que se consideran vulneradas), motivo inadmisible por plantear cuestiones procesales. Condición legal de consumidor, legislación comunitaria y nacional, evolución normativa. Se abandonó el criterio inicial del destino final de los bienes o servicios para adoptar el de la celebración del contrato en un ámbito ajeno a una actividad empresarial o profesional. Evolución de la jurisprudencia comunitaria desde una concepción restrictiva hasta una posición más abierta. Doctrina jurisprudencial: se está al ámbito objetivo de la operación y no a la personalidad del contratante. En el caso (préstamo para adquirir un local para su explotación comercial por sí mismo o mediante su cesión a tercero), falta la condición de consumidor. Los avatares posteriores a la celebración del contrato son irrelevantes, en materia de protección de consumidores el control transparencia y abusividad tienen que realizarse en el momento de celebración del contrato, ya que afectan a la prestación del consentimiento y a él se contrae la relevancia de la información precontractual. Inaplicación del control de abusividad y transparencia a los contratos en que no intervienen consumidores. En el caso, el control de incorporación se cumple con creces, pues se cumplió la normativa sectorial sobre transparencia bancaria y el prestatario fue informado del impacto económico de la cláusula.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Contencioso
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: CELSA PICO LORENZO
  • Nº Recurso: 3972/2017
  • Fecha: 21/12/2017
  • Tipo Resolución: Auto
Resumen: Infracción en materia de defensa de los consumidores y usuarios contemplada en el artículo 49.1 letra i) del Real Decreto Legislativo 1/2007, de 16 de noviembre, por el que se aprueba el texto refundido de la Ley General para la Defensa de los Consumidores y Usuarios y otras leyes complementarias (introducción de cláusulas abusivas en los contratos). Determinación de si la imposición por la Administración pública competente de la correspondiente sanción requiere -o no- la previa declaración de la abusividad de la cláusula por parte de la jurisdicción civil.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Civil
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: EDUARDO BAENA RUIZ
  • Nº Recurso: 1902/2016
  • Fecha: 20/12/2017
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: En la demanda de origen se solicitó la nulidad por abusiva y/o no transparente de las cláusula suelo contenida en un préstamo hipotecario. La sentencia de primera instancia estimó íntegramente la demanda y la sentencia de apelación confirmó la sentencia pero limitó los efectos restitutorios de la nulidad a la fecha de la sentencia de la Sala Primera del Tribunal Supremo de 9 de mayo de 2013. Los clientes demandantes interpusieron recurso de casación al que se allanó la entidad bancaria demandada y recurrida, visto el contenido de la sentencia del TJUE de 21 de diciembre de 2016; la recurrente no se opuso al allanamiento y manifestó que lo procedente era la no imposición de costas en ninguna de las instancias. Posteriormente, la parte recurrida manifestó que esta afirmación se trataba de un error mecanográfico y que, en realidad, se refería a las costas de la presente instancia (casación). La sala estima el recurso de casación, en cuanto que la recurrida se allanó al mismo, pero declara que no procede la imposición de las costas de ninguna de las instancias, por estar de acuerdo las partes en este aspecto y no considerar consistente la excusa posterior de la parte recurrente, ya que el supuesto error mecanográfico no es tal, sino únicamente el conocimiento de la sentencia del Pleno de la Sala de 4 de julio de 2017, que en un caso idéntico declaró la procedencia de imponer las costas de las anteriores instancias a la entidad bancaria.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Civil
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: PEDRO JOSE VELA TORRES
  • Nº Recurso: 1394/2016
  • Fecha: 14/12/2017
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Condiciones generales de la contratación: requisitos (contractualidad, predisposición, imposición, generalidad). Contratación seriada diferenciable de la contratación por negociación. Posibilidad de que una cláusula que recae sobre el objeto principal del contrato no haya sido objeto de negociación individual. Alcance real de lo que es negociación individual. No es imposible que una cláusula en la que se establece el interés remuneratorio de un contrato de préstamo sea una condición general de la contratación y como, en el caso, no consta que fuera negociada individualmente, debe considerarse condición general, ya que reúne todos los requisitos que permiten calificarla como tal. Intereses remuneratorios: precio del negocio, sistemas en el mercado bancario y financiero (interés fijo e interés variable), cálculo del interés variable: elemento temporal y parámetros de cálculo. El tipo de referencia IRPH: índice definido regulado legalmente, evolución normativa. Transparencia y asimetría informativa en la determinación de los índices. Control de transparencia de la cláusula de interés variable que lo referencia al IRPH: control de su legalidad por la Administración Pública (ámbito ajeno al orden jurisdiccional civil). El IRPH como tal no puede ser objeto del control de transparencia desde el punto de vista de la protección del consumidor, solamente puede controlarse que la condición general por la que se incluye esté redactada de un modo claro y comprensible.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Contencioso
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: SEGUNDO MENENDEZ PEREZ
  • Nº Recurso: 2531/2017
  • Fecha: 05/12/2017
  • Tipo Resolución: Auto
Resumen: Infracción en materia de defensa de los consumidores y usuarios contemplada en el artículo 49.1 letra i) del Real Decreto Legislativo 1/2007, de 16 de noviembre, por el que se aprueba el texto refundido de la Ley General para la Defensa de los Consumidores y Usuarios y otras leyes complementarias (introducción de cláusulas abusivas en los contratos). Determinación de si la imposición por la Administración pública competente de la correspondiente sanción requiere -o no- la previa declaración de la abusividad de la cláusula por parte de la jurisdicción civil.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Civil
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: FRANCISCO JAVIER ORDUÑA MORENO
  • Nº Recurso: 1004/2015
  • Fecha: 01/12/2017
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: Demanda contra una entidad bancaria en la que se solicitaba la nulidad de la cláusula suelo, entre otros extremos, por considerar que la inserción de dicha cláusula no superaba el control de transparencia. La sentencia de primera instancia estimó la demanda. Consideró que la entidad bancaria no había dado la importancia que para el cliente tenía la información de dicha cláusula para la correcta comprensión de la economía del contrato por lo que no era suficiente la mera redacción clara e inteligible de la cláusula para entender superado el control de transparencia. Interpuesto recurso de apelación, la sentencia estimó el recurso y revocó la sentencia de primera instancia, desestimando la demanda. Recurrida en casación, se plantea la infracción de la doctrina jurisprudencial de la sala relativa a la abusividad de las cláusulas suelo en préstamos hipotecarios, defendiendo que la cláusula suelo cuestionada no supera el control de transparencia. La sala estima el recurso ya que conforme a la jurisprudencia de esta Sala y del TJUE el deber de transparencia comporta que el consumidor disponga antes de la celebración del contrato de información comprensible acerca de las condiciones contratadas y las consecuencias de dicha celebración y en el presente caso en ningún momento de las fases contractuales que llevaron a la conclusión de la escritura de novación modificativa, el banco realizó ese plus de información y tratamiento principal de la cláusula.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Civil
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: FRANCISCO JAVIER ORDUÑA MORENO
  • Nº Recurso: 38/2017
  • Fecha: 01/12/2017
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: El deber de transparencia comporta que el consumidor disponga antes de la celebración del contrato de información comprensible sobre las condiciones contratadas y las consecuencias de dicha celebración. El control de transparencia tiene por objeto que el adherente pueda conocer con sencillez la carga económica que realmente le supone el contrato (el sacrificio patrimonial) y la carga jurídica del mismo (la definición clara de su posición jurídica). Condiciones generales que versan sobre elementos esenciales del contrato, información suficiente sobre la carga económica y jurídica, su trascendencia real no puede pasar inadvertida para el consumidor, información precontractual que permite compara ofertas y adoptar la decisión de contratar. Relevancia especial de la información sobre la existencia de un suelo de interés y su incidencia en el precio del contrato, exigencia de claridad y del tratamiento principal que merece. En el caso, la exigencia de información para la comprensibilidad de la cláusula suelo se ha realizado de forma principal y clara desde la fase pre-contractual del préstamo hipotecario (en la publicidad de la página web del banco se concretaba el tipo mínimo del préstamo, esta información fue reiterada en la aprobación provisional de la operación que se entregó al cliente y también en la oferta vinculante y en la minuta de escritura que se le entregó antes de su firma), de modo que el cliente pudo perfectamente comparar ofertas y adoptar la decisión.
  • Tipo Órgano: Tribunal Supremo. Sala de lo Civil
  • Municipio: Madrid
  • Ponente: PEDRO JOSE VELA TORRES
  • Nº Recurso: 683/2015
  • Fecha: 29/11/2017
  • Tipo Resolución: Sentencia
Resumen: La sala desestima el recurso de casación interpuesto frente a una sentencia que acogió la pretensión de nulidad de una cláusula suelo. La fijación de una cláusula suelo-techo era una posibilidad que figuraba en el convenio marco entre la administración de Extremadura y la entidad bancaria para la financiación, construcción y venta de una viviendas. La contratación seriada se configura como un auténtico modo de contratar diferenciable del contrato por negociación. Uno de los requisitos de las condiciones generales es el de la predisposición. En este sentido, lo determinante es que las cláusulas hayan sido elaboradas o redactadas antes de la celebración del contrato, a cuyo efecto resulta indiferente el formato o soporte en que estén recogidas, así como que el predisponente sea o no su autor material, pues es suficiente con que las utilice, con independencia de su autoría. Por esta razón, que la cláusula provenga de un convenio celebrado con la administración no impide que tenga la cualidad de condición general de la contratación y, además, el convenio no impedía que se ofrecieran condiciones más ventajosas. Técnica casacional, necesidad de que indique la norma infringida en el motivo y no cabe justificar el interés casacional con sentencias de otro orden jurisdiccional. No es posible la devolución de todas las cantidades cobradas porque el consumidor consintió la limitación temporal acordada en primera instancia, al no recurrir la sentencia en apelación.

Parece que no tiene configurado el plugin para ver el pdf embebido... puede descargar la resolución aquí.